Richard Gere y los ratones

A principios de los años ochenta, Richard Gere se convirtió en todo un sex-symbol de la pantalla. American Gigoló (1983), Oficial y caballero (1982) y Vivir sin aliento (1983) tuvieron buena parte de culpa. Curiosamente, el propio Richard Gere se prestaba a ser utilizado como objeto sexual. Es más, hay rumores de que él mismo exigía en sus contratos algún desnudo. Y es que el narcisismo de los actores no tiene límites.

1098.jpgSin embargo, el escándalo vino a través del siguiente rumor: un trabajador de un hospital de Los Ángeles aseguraba que una noche, Richard Gere, ingresó en urgencias para que le sacaran un ratón del culo. Según el enfermero, el actor había decidido experimentar un mayor placer sexual introduciéndose un hamster por el ano. La mala suerte había querido que el roedor se atascara y tuvo que ir a urgencias.

El caso es que, la noche en cuestión, Richard Gere estaba en la India. En uno de sus viajes “budistas”. Aún así, el rumor sobre su supuesta homosexualidad le persiguió durante algunos años más. Un día, una periodista se atrevió a preguntarle directamente: “¿Es usted gay?” Richard Gere se bajó los pantalones contestando “sírvase usted misma”. Desde entonces, la cuestión se ha dado por zanjada.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 1
Loading ... Loading ...