Cómo afrontar la llegada de otro hermanito

El nacimiento del segundo bebé es un motivo de alegría para la familia, pero puede despertar un sentimiento de celos en el primer hijo, que ve amenazada su privilegiada situación y deja de ser el centro de atención. La aceptación del nuevo miembro no es fácil para el pequeño y los padres han de ayudarle a adaptarse, incluso antes de que nazca.

Explicarle que va a tener un hermanito es el primer paso a tener en cuenta para que lo acepte y responder a todas sus preguntas sobre el bebé hará el proceso más natural. Intentad que colabore en los preparativos de la habitación y planificad diferentes actividades con él y su hermanito.


Cuando el segundo hijo ya haya nacido, hay que dejar que su hermano lo cuide, lo coja y lo acaricie con cuidado todo lo que quieras. Así se sentirá útil y le costará menos aceptar al recién llegado. Corregid los excesos de amor con el bebé con cariño y paciencia.

Intentar dedicarle cada día un ratito en exclusiva para jugar o hablar y estar receptivos a sus continuas llamadas de atención. Ser cariñosos con él, tratarlos por igual y pedir a las familiar y amigos que reparen en el hijo mayor y no sólo en el bebé o recién nacido.

Imagen | entrepadres

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...