Estoy embarazada ¿qué tengo que comer?

Si estás embarazada y te preocupa tu alimentación, hoy te damos algunos consejos básicos sobre los alimentos que deberías incluir siempre en tu dieta, y sobre aquellos que deberías evitar a toda costa.

embarazada

Antes, en tiempos de mi abuela se decía que una mujer embarazada tenía que comer por dos. Pero hoy en día sabemos que no es verdad, en lugar de comer por dos, es mejor que aumentes la calidad de tu comida. De hecho, hay una serie de alimentos que deben estar siempre en tu alimentación mientras estás gestando, y otros que deberías reducir o eliminar por completo de tu dieta. Precisamente de ellos es de los que queremos hablarte hoy en una especie de guía para poder asegurarte una alimentación sana y equilibrada.

La demanda energética de una mujer embarazada sólo requiere entre 200 y 300 calorías más al día. Sin embargo necesita mayor cantidad de vitaminas, minerales y oligoelementos, por so debe consumir más verdura, más fruta y más productos lácteos. Es decir, no se trata de comer mucho más, sino de utilizar alimentos más ricos en nutrientes que puedan compensar tus nuevas necesidades nutricionales. ¿No sabes cómo hacerlo? ¡No te preocupes, te ayudamos a continuación!

Alimentos poco recomendables

Durante los nueve meses que dura el embarazo, existen unos alimentos que no deberías consumir por precaución pues pueden afectar al futuro bebé. Otros simplemente es mejor consumirlos cocinados de un determinado modo, y en otros casos, es preferible mantener un consumo bajo o moderado. ¿Quieres saber cuales son?

  • El huevo. Si estás embarazada no deberías consumir huevos crudos, ni alimentos que lo contengan. tampoco es aconsejable que consumas tortillas poco hechas.
  • Quesos. Puedes consumir queso siempre y cuando tengas cuidado de que el queso ha sido elaborado con leche pasteurizada. es mejor que renuncies al queso como el feta, el mozzarella, el camembert y  el brie, sin embargo puedes consumir queso gouda o emmental.
  • Jamón serrano y embutidos. Por precaución deberías eliminar la carne cruda de tu dieta mientras estas embarazada, por eso es mejor que te olvides de los embutidos.
  • Alcohol. Durante el embarazo deberías olvidarte del alcohol por completo.
  • Café y bebidas con cafeína. El café y las bebidas refrescantes con cafeína puedes consumirlos pero siempre con moderación.
  • Si te gusta la lechuga, puedes consumirla, pero ten la precaución de lavarla muy bien.
  • Procura lavar la verduras y las frutas muy bien antes de comerlas.
  • El pescado es un alimento excelente durante el embarazo, pero es mejor que lo consumas hervido o a la plancha, nunca lo comas crudo como pro ejemplo en sushi ni tampoco ahumado como el salmón.
  • Procura no consumir helados de máquina, pues puedes contener salmonelas, sin embargo puedes comer cualquier otro tipo de helado.
  • La alimentación durante el embarazo va a influir en la conducta de alimentación del niño, si la madre consume demasiada comida rápida durante el embarazo, se arriesga a que el bebé se alimente mal, sin embargo si la madre se alimenta adecuadamente, el bebé va a desarrollar la tendencia a consumir alimentos sanos.
  • Es importante que bebas mucha agua, pero si vas a consumir agua mineral, ten especial cuidado en vigilar que contenga al menos 200ml de calcio por litro.
  • La falta de calcio durante el embarazo influye negativamente en los huesos y dientes de la madre y el bebé.
  • Procura no consumir alimentos que estén en los mostradores abiertos como sandwiches, bocadillos…
  • Procura no tener sobrepeso pues sobrecargas las articulaciones y puedes contraer diabetes del embarazo.
  • No hagas dietas ni ayunos que no hayan sido prescritos por el médico.
  • Procura consumir alimentos con muchas vitaminas para evitar que la  carencia de ellas te perjudique a ti y a tu bebé. Si tienes falta de ácido fólico, puedes tener un aborto espontáneo y el bebé puede nacer con espina bífida. Si la carencia es de vitamina C, puedes tener rotura temprana de la bolsa de aguas o una subida de tensión peligrosa. La carencia de vitamina A puede provocar transtornos en el crecimiento.

El embarazo es una etapa muy corta, por eso debes disfrutarla plenamente. Procura alimentarte bien y de forma adecuada para que tu bebé nazca sano y fuerte. Y no olvides caminar un rato todos los días para evitar coger peso de más y para mantenerte en forma evitando así problemas futuros relacionados con el sobrepeso de la etapa del embarazo. Está claro que cuidar tu salud es importante siempre, pero más aún cuando estás gestando. ¡Felicidades!

Foto: embarazada vía Shutterstock

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...