Los cinco sentidos de tu bebé recién nacido

Si quieres saber cómo tu bebé percibe los sentidos no puedes perderte este artículo

baby-784608_1280

Los cinco sentidos de los bebés se desarrollan en el vientre materno y cuando nacen están totalmente desarrollados.

En el vientre materno el bebé puede distinguir entre luz y oscuridad, sonidos y voces, olores y el sabor del líquido amniótico que traga. Pero una vez que nace el bebé experimenta muchos estímulos nuevos para él y reacciona ante ellos de una forma determinada.

Los cinco sentidos del bebé recién nacido

  • La vista

Cuando nacen los bebés solo ven con claridad los objetos o personas que están a 20 o 30 cm que es más o menos la distancia que hay entre su cara y la de su madre cuando esta le da el pecho.

Ve borroso lo que está más lejos, pero es capaz de seguir un objeto con la vista.

Los músculos de sus ojos irán madurando poco a poco y su capacidad de enfoque será plena a los dos o tres años.

No se sabe con certeza si distinguen los colores, lo que si se sabe es que distinguen entre blanco, negro y matices de grises.

Las caras de las personas es lo que más le gusta mirar a los recién nacidos.

  • El oído

El bebé ya puede percibir sonidos dentro del vientre materno y al mes de nacer ya tiene el oído completamente desarrollado.

Al bebé le gustan los sonidos agradables y repetitivos y le desagradan los sonidos fuertes y repentinos.

Lo que más le gusta al pequeño bebé es oír la voz de su madre, pues ya la distingue perfectamente dentro del vientre materno.

  • El gusto

El sentido del gusto es el sentido que el bebé tiene menos desarrollado al nacer.

En el vientre materno el bebé puede percibir el sabor de los alimentos y bebidas que consume su madre y que están presentes en el líquido amniótico.

Al bebé no le gustan los sabores ácidos y amargos y prefieren los sabores dulces como el sabor de la leche materna.

Durante los primeros meses de vida el bebé solo necesita la leche materna y luego poco a poco se va abriendo a sabores nuevos.

  • El olfato

El sentido del olfato es el más desarrollado de los recién nacidos porque a partir de la 12ª semana de gestación el bebé puede percibir todo tipo de olores.

Pero lo que más distingue el bebé es el olor de la piel de su madre y necesita estar cerca de ella para sentirse protegido y alimentado.

Durante la etapa de amamantado no es conveniente el uso de perfumes y colonias para no confundir al bebé.

  • El tacto

El sentido del tacto ayuda a crear un vínculo de cariño entre el bebé y su madre durante el momento de la lactancia.

El bebé disfruta el contacto con la piel de su madre durante la lactancia y se siente seguro y relajado.

El pequeño bebé comienza a establecer una relación entre las personas y el entorno que lo rodea a través de sus sentidos, pero el mejor estímulo que puede percibir un bebé es la voz y la piel de su madre.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...