Mitos sobre el amor que son verdades científicas

Hay ciertas cosas sobre el amor que hemos visto en novelas y el films y que consideramos como mitos, pero en realidad hay investigaciones científicas que los demuestran.

mitos amor

El amor es quizás uno de esos sentimientos que más veces nos despierta curiosidad, y que al mismo tiempo, nos llama la atención por lo mucho que nos hace cambiar en cuanto a las personas que éramos y en las personas en las que nos convertimos cuando nos enamoramos. Sin embargo, no todo lo que se dice del amor es algo que resulta un mito o que simplemente ha sido una cuestión se sabiduría popular. En realidad, en muchos casos, es cierto todo lo que se dice sobre el amor. Es por eso que hoy vamos a hablar de mitos sobre el amor que son una verdad científica.

Todos los que vamos a ver a continuación son cosas que habrás escuchado alguna vez sobre el amor, y que probablemente alguna de ellas las hayas vivido en propia carne. Pero es que ninguna de esas cosas es un mito, sino una verdad científica que ha quedado probada y que se debe precisamente a ciertas hormonas que nuestro cuerpo desprende en determinadas situaciones y son ellas las que hacen que tengamos todas esas sensaciones más particulares. Pero vayamos a verlas mejor una por una, ¿te parece?

Mariposas en el estómago

Lo que ocurre cuando nos enamoramos es que nuestro cerebro libera una hormona llamada feniletilamina y tras ella se activan neurotrasmisores como la dopamina, la norepinefrina y la oxitocina. Con la mezcla de todos estos componentes nos encontramos con que los niveles de serotonina bajan, y suben los de adrenalina. De esa manera aumenta el ritmo cardíaco y aparecen esos síntomas que siempre se consideran como una especie de mito, como lo son las mariposas en el estómago.

El amor se acaba

El amor romántico, esa fase en la que la atracción es máxima dura como máximo tres años. Se trata de una cuestión biológica, ya que no podemos tener nuestro cuerpo funcionando a esos ritmos toda la vida. Pero tras esa fase, comienza otra en la que el afecto es el protagonista. Las relaciones que no son capaces de superar esa fase y alegan a la frase del amor se acaba son aquellas que no han sido capaces de ir más allá del sexo y la atracción por el otro. Si se ha avanzado en otros sentidos, la relación puede prolongarse en esa nueva fase.

El chocolate ayuda a pasar las penas

Se dice que el chocolate es muy positivo a la hora de encontrar la solución a todos nuestras penas. La feniletilamina que produce el amor y que cae bruscamente cuando se pierde a éste, se encuentra en grandes cantidades en el chocolate. Es por eso que cuando comemos chocolate sentimos que nuestras penas pesan un poco menos. Este alimento es capaz de darnos ese elemento que tanto nos hace falta cuando nos faltan los sentimientos. Y lejos de ser un mito, es una realidad. ¿Ya lo sabías?

El amor es como una droga

Es cierto que el amor es como una droga. De hecho, cuando nos enamoramos, nuestro cerebro está lanzando hormonas que no son habituales en otras situaciones y todas ellas son capaces de hacernos ver las cosas de otra manera y cambiar nuestras sensaciones. Precisamente por ello nos encontramos con que además, se produce una especie de dependencia. Cuando dejamos de sentir eso porque el otro no está, o se ha terminado, pasamos por una especie de recaída como le ocurre a la gente que tiene adicción por las drogas.

Existe el amor a primera vista

El amor a primera vista según la ciencia sí que existe. Eso sí, hay matices. De hecho, las posibilidades de que una mujer se enamore a primera vista son mínimas, pero aquellas en las que el hombre sea el que se enamore, sí que son muchas más. De hecho, todo esto parte de una investigación biológica. Nosotras por un lado, buscamos un compañero con el que criar a la descendencia. Ellos, buscan una persona con la que procrear. Es por eso que el amor a primera vista sí puede ser una realidad para ellos. En nuestro caso, la atracción necesita de otros componentes para poder producirse esa sensación de enamorarse completamente.

Hay cosas que parecen mitos sobre el amor y que no lo son. Como ves, a veces, en ocasiones, lo que creemos que son mitos son verdades, y al revés. Así que, al menos de momento, los sentimientos sí que tienen una explicación, aunque en el caso de vivirlos en propia carne, de pocas veces nos valga ésta. ¿O crees que conocer todo esto va a hacerte cambiar de idea frente al amor cuando lo estés viviendo?

Imagen: Camdiluv

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...