Comedoras emocionales

En algún momento todas hemos podido ser comedoras emocionales independientemente de nuestra edad o peso. Picar entre horas porque se está ansiosa es uno de los signos de ser una comedora emocional.

Si comes sin tener hambre eres una comedora emocional

La psicóloga Jenny Taitz, ha lanzado un libro Emotional Eating, donde explica precisamente las técnicas de psicología para desarrollar una relación más sana con la comida y evitar se comedoras emocionales.

Si asaltas la nevera por las noches o comes o picas porque estás ansiosa o aburrida e incluso dejas de comer porque has tenido una mala experiencia con un chico o tu pareja, te comportas como una comedora emocional. Se trata de situaciones en las que nuestra relación con la comida no está determinada por el apetito sino por nuestra situación emocional por la cual se está pasando en esos momentos.

Taitz aclara en el libro que en muchos casos se trata de una ansiedad transitoria, pero que es conveniente escuchar porque, estas situaciones nos da mucha información significativa sobre nosotros mismos que hasta ese momento no sabíamos.

Lo mejor es seguir unas estrategias para tener una relación más sana con la comida y más si te consideras una comedora emocional.

Aplica el mindfulness a la comida. Este es un concepto que viene del Budismo y del yoga pero con una aproximación a la vida moderna. Recomienda vivir el presenta y prestar mucha atención, toda, a lo que hacemos en cada momento. Por ello, para evitar comer sin hambre, lo mejor es dominar la emoción.

Cuando estés pasando una temporada emocional turbulenta, intenta observar tus reacciones, identificarlas y describirlas. Cuando ellas te lleven a la nevera, da un paso atrás, e intenta ser consciente de lo que pasa. Si llegamos a identificar por qué comes, cuando no tienes hambre, es el primer paso para dejar de hacerlo.

Para finalizar hay que tener un Plan B. Es decir para distraernos en ese momento en el cual nos dan ganas de asaltar la nevera sin tener hambre, tirar de el para distraernos.

Imagen | gaelx

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...