Cómo influye la lectura de novelas en nuestro cerebro

La mujeres somos muy dadas a leer novelas, esas horas de lectura son muy beneficiosas en varios ámbitos, uno de ellos es el cerebro.

Cómo influye la lectura de novelas en nuestro cerebro

Para las que nos gusta la lectura sabemos que ésta es una afición muy entretenida que aporta muchos beneficios saludables, como por ejemplo que nos ayuda a tener más conocimientos culturales, nos ayuda a mejorar la concentración y que nos ayuda a tener más empatía. La empatía es la capacidad de ponerse en la piel del otro, es decir, es entender lo que le sucede a las personas que nos rodean intentando ponerse en su lugar. Leer, en mi opinión es tan importante como cuidarse el cuerpo físicamente, es decir, si somos capaces de ir a un gimnasio o de hacer dieta para sentirnos más sanas, saludables y en forma, la lectura sería una forma de cuidar la mente.

Uno de los motivos de escribir unas líneas sobre cómo actúa la lectura sobre nuestra mente, es porque este tema ha sido motivo de estudio de un grupo de investigadores de la Universidad de Emory, en Oxford, Georgia y que ha sido publicado en la prestigiosa revista de ‘Brain Connectivity‘. En ese estudio se asegura que las novelas que leemos pueden dejar huella en nuestro cerebro igual que si fuera una experiencia real. Por lo que la lectura no solo estimula la empatía, si no que ayuda a estimular la parte del cerebro que se ocupa del lenguaje y esto podría que ser que sucediese no solo en el momento de leer la novela, si no también pasado un tiempo. Si algo tienen las novelas es que te fuerzan a imaginar la situación que se está leyendo y esto hace que el cerebro trabaje la situación como si fuera algo real.

Según este estudio se ha demostrado que mientras se lee una novela hay cambios neuronales asociados a las sensaciones físicas y esto sucede mientras se está leyendo la novela e incluso en los días posteriores, por lo que se piensa que esos cambios en el cerebro podrían ser cambios más duraderos.  Una de las novelas escogidas para realizar el estudio fue la de ‘Pompeya‘ de Robert Harris, un libro que narra los últimos días de la ciudad que quedó inundada de lava del Vesubio  junto a sus habitantes.

Los participantes del estudio se sometieron durante nueve días a diferentes resonancias que leían las partes del cerebro y se pudo ver como aumentaba considerablemente la conectividad de la corteza temporal izquierda mientras los participantes leían la historia. Esa conectividad perduró días después de haber terminado el libro. Según el autor de este estudio: ‘Los cambios neuronales que encontramos asociados a los sistemas de sensación física y movimiento sugieren que la lectura de una novela te puede ‘transportar’ al cuerpo de la protagonista‘.

Ponerse en la piel del protagonista es algo que las mujeres que leemos con bastante asiduidad lo hemos experimentado en muchas ocasiones, lo que no sabíamos es que estos cambios pueden cambiar nuestro cerebro como si fuera una experiencia personal. Es evidente que leer nos ayuda a transportarnos a mundos diferentes y a lugares impensables, ahora sabemos que esas experiencias leídas pueden ser para nuestro cerebro como si hubiera sido una experiencia real. ¿Qué opináis vosotras?

Imagen | vmiramontes

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...