¿Por qué necesitamos llorar?

Llorar es como reír. El cuerpo lo necesita para deshacerse de aquello que le hace daño y conseguir desahogarse de lo que ocurre. Pero siempre se evita. Hoy te explicamos por qué de verdad lo necesitas.

llorar

Socialmente llorar no está bien visto. De hecho, hay una necesidad de esconderse cuando se quiere llorar. También se dice que los hombres no lloran, como si en algún momento esa sensación solo pudiese estar asociada al género femenino. La realidad es otra completamente distinta, y aunque llorar parezca demostrar que estás triste y que algo malo está ocurriendo, la realidad indica que llorar es necesario y que hace falta para poder tener una vida plena.

Los lloros hacen que tu interior se libere de las tensiones, elimine el estrés acumulado, se dé un poco de tiempo a sí mismo para desahogarse y se permita el placer de haber tocado fondo para luego resurgir. Al contrario de lo que se suele decir, llorar no es de débiles porque solo los fuertes son capaces de asumir que ellos también tienen debilidades y son capaces de superarlas una vez expresadas. Pero hoy queremos descubrir qué es lo que nos hace llorar. No hay un único sentimiento que lo provoque, aunque al tratarse de un tema tabú es normal asociarlo simplemente a tristeza o a un disgusto.

Dime por qué lloras….

¿Quién no ha llorado alguna vez? Todas hemos llorado alguna vez, y sin ir más lejos, llegamos a este mundo llorando. Desde pequeñas, el llanto sirve para expresar las emociones, para indicar que se tiene dolor, o para mostrar desagrado cuando no se logra conseguir lo que queremos. Normalmente lloramos de tristeza, pero también se puede llorar de felicidad. Las lagrimas a veces se usan para chantajear como en el caso de un niño pequeño cuando tiene un capricho, pero los adultos también poseemos esta capacidad de chantaje a base de lágrimas.

Las lagrimas te desnudan el alma, por eso cuando lloras profundamente, estás expresando tus emociones más profundas. El llanto te da alivio, te desahoga y te hace sentir más tranquila, pero también te hace ver las cosas desde una perspectiva diferente. ¿Recuerdas la última vez que lloraste profundamente? Seguro que después del disgusto te quedaste con una sensación de haberte quitado un peso de encima. Muchas personas lloran fácilmente, pero hay personas a las que les cuesta llorar, quizá porque piensan que llorar es sensación de debilidad.

Cuando no lloras lo que haces es aguantar las emociones o negarlas, y tu cuerpo comienza a acumular tensión, y si esta tensión se hace insoportable puede ser que estalles en llanto o incluso en ira. El llanto es una forma natural de desahogar emociones y comprender el dolor que nos embarga. Durante muchos años, el llanto era símbolo de debilidad pues se creía que una persona que lloraba era inmadura. Cuando estás tristes y lloras, el cuerpo libera sustancias que funcionan como un calmante natural, son unas hormonas que tienen la capacidad de funcionar como anestésicos naturales para calmarnos y tratar de darnos tranquilidad. Después de llorar un buen rato, siempre nos sentimos aliviadas, pero ¿te has preguntado alguna vez si las lagrimas son beneficiosas para la salud? Pues va a ser que sí. Y tienen unas cuántas virtudes:

  • La visión. Las lagrimas dan humedad a los ojos, lo que es fundamental para su lubricación y su conservación.
  • Eliminan toxinas. Cuando lloras durante un largo rato, eliminas toxinas del organismo que se van acumulando debido al estrés, por eso también son una buena forma de liberarnos de las angustias acumuladas.
  • Cuando lloras liberas grandes cantidades de manganeso, lo cual te calma el mal genio, por eso es necesario que entiendas que nunca debes aguantar el llanto, ni debes tener vergüenza cuando tengas ganas de llorar pues ya ves que las lagrimas te ayudan a resolver los problemas.

Ahora habrás visto que pese a que llorar no está bien visto, y la sociedad casi siempre trata el llanto como un tema íntimo que no debe ser mostrado en público, las lágrimas son otra forma de expresar sentimientos que no debe reprimirse. De hacerlo, no solo evitarás beneficiarte de todos los pros que tienen y que acabamos de comentarte, sino que también podrías estar generando tensiones en tu interior que acaben por explotar un buen día creando una situación realmente tensa y compleja. Será mucho más difícil salir de esa que conseguir poco a poco calmar el dolor que invade tu interior. ¿A ti te da vergüenza llorar?

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...