El frío y el cuidado de la piel

Si tu piel sufre cuando hace frío este artículo te puede interesar

Cuando comienzan a bajar las temperaturas por la llegada del invierno, nuestra piel se resiente y sin los cuidados necesarios puede llegar a resecarse.

Nuestro cuerpo se prepara para la llegada del invierno, por eso reduce la circulación sanguínea para poder mantener la temperatura. Pero debido a ello nuestra piel recibe una menor cantidad de oxigeno lo que origina que se vuelva más seca.

Aunque durante el invierno tenemos muchos días de lluvia, la humedad relativa del aire desciende y en muchos casos el ambiente se vuelve reseco lo que provoca la deshidratación de la piel en la cara e incluso en las piernas, en las manos y en los pies.

Cuidados para la piel durante la época de frío

El frío adelgaza la capa córnea de la piel y hace que perdamos células con mayor facilidad. Además en la época de frío bebemos menos y nuestra piel está menos hidratada y produce un picor llamado «comezón de invierno».

Si quieres que tu piel esté bonita e hidratada durante el invierno debes seguir estos consejos:

  • Debes hidratar tu piel diariamente con vaselina o con cremas hidratantes para piel seca. Puedes aplicar la crema directamente después del baño para que pueda penetrar mejor en la capa profunda de la piel
  • No abuses del agua caliente y del jabón. Durante el invierno es mejor que tomes baños cortos con agua templada y con jabones neutros que no irriten la piel
  • El aire seco puede resecar tu piel, por eso a veces incluso en invierno son necesarios los humidificadores, pero hay que limpiar muy bien el aparato para no tener problemas con los hongos.
  • Procura proteger tu piel los días de viento, sobre todo la piel de los labios con un bálsamo hidratante
  • Abriga las zonas más vulnerables de tu piel como las orejas, las manos, el cuello…
  • No te olvides de proteger tu piel del sol también durante el invierno. Puedes usar cremas hidratantes que contengan protectores solares.
  • No te olvides de las gafas de sol, sobre todo en las zonas de nieve, ya que esta refleja el  80% de la luz solar
  • Trata de evitar los cambios bruscos de temperatura porque aumentan la posibilidad de capilares dilatados
  • Cuida tu alimentación, aumenta el consumo de vitamina C y bebe al menos 2 litros de agua al día para mantenerte bien hidratado
  • Evita el tabaco y el alcohol porque generan radicales libres que repercuten de forma negativa en la salud de la piel.

Y tu ¿cuidas tu piel en invierno?

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...