Botiquín domestico

botiquin-domestico

Para poder atender y aliviar las molestias y trastornos menores ocasionados por los accidentes domésticos es necesario tener en casa un botiquín.

Cerrado, pero de fácil apertura y sobre todo tiene que estar protegido de la luz y estar  fuera del alcance de los niños.


Todo botiquín tiene que incluir material de cura y medicamentos, pero sólo aquellos para afecciones leves, no se trata de tener una farmacia en casa.

Importante revisar el contenido de vez en cuando para comprobar la caducidad. Debes guardar los medicamentos con envase y prospecto. El botiquín casero puede contener: analgésicos, antitérmicos, antidiarreicos, antiácido, suero oral, productos para picaduras de insectos, antiinflamatorios y pomadas para las quemaduras.

Tampoco puede faltar el material para curas. Algodón, gasas estériles, vendas, esparadrapo, tiritas y suturas quirúrgicas. También habrá solución salina y algún antiséptico para limpiar heridas como puede ser el agua oxigenada. Alcohol para desinfectar y lavar la piel sana.

Imagen | Vivemejor

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...