El parto en casa; principales ventajas y desventajas

Tener al bebé en casa en plenos tiempos en los que la mayoría de los partos son en hospitales empieza a ser una decisión muy aplaudida por muchas mujeres

parto

Lo cierto es que actualmente lo normal es tener un hijo en el hospital. Las condiciones son mucho mejores en el sentido más práctico y siempre hay un equipo de especialistas por si pudiera haber alguna complicación o problema. Sin embargo, vivimos en unos tiempos en los que aunque hemos conquistado todo lo moderno, parece que apostar por la tradición, por como se hacían las cosas antes empieza a tener una vasta cantidad de seguidores, y es por eso que muchas madres se han decidido a tener el parto en su propia casa. Precisamente a este respecto hoy analizamos las ventajas y las desventajas de la práctica, que comienza a extenderse en muchas españolas.

El parto en casa; principales ventajas y desventajas

Lo cierto es que las ventajas del parto en casa son de sobra conocidas por todos, y entre la necesidad de estar en un ambiente más íntimo, rodeado por los tuyos y además en la que es la casa en la que vives, lo que genera cierta estabilidad y seguridad, es una experiencia según dicen mucho más grata que hacerlo en un hospital rodeado de desconocidos. También hay que tener en cuenta que la madre cuando pare en casa no tiene que seguir protocolos marcados por el propio hospital y esto a muchas les da una sensación grande de libertad.

Sin embargo, aunque es verdad que antes siempre se hacía así, eso no implica que no haya ciertos riesgos a considerar para la madre y el bebé a la hora de elegir el parto en casa. Precisamente por esto, si en tu caso el bebé no está en la posición correcta a la hora de nacer, si has sufrido complicaciones durante el ambarazo, o no estás demasiado segura por ser tu primer bebé, por muy exótico y tradicional que resulte la idea de un parto natural rodeada de los tuyos, es preferible que no te arriesgues y optes por un parto en el hospital.

En todo caso, cabe destacar que todos los exámenes y revisiones que se hacen de forma puntual y pactada con el ginecólogo antes de dar a luz son igual de importantes sea cual sea el itinerario elegido para el parto, y tener al bebé en casa no implica que la madre pueda evitar estas citas tan importantes para conocer la evolución del bebé, así como controlar su estado de salud.

Vía: Mujer de Elite

Imagen: sarihuella

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...