Infecciones de orina: combatibles con medios naturales

El arándano rojo refuerza las vías urinarias y protege la vejiga de las bacterias

La infección de orina es una afección muy común que hace que el enfermo tenga ganas de orinas cada poco tiempo con un resultado doloroso. La curación de estas infecciones no siempre es completa y queda un reducto infeccioso que provoca recaídas a pesar de tomar tratamiento antibiótico. El arándano rojo es uno de los remedios naturales para las infecciones de orina leves. ¿Quieres conocer más?

El arándano rojo previene y combate las infecciones de orina

El arándano rojo previene y combate las infecciones de orina

El arándano rojo tiene propiedades que nos ayudan a combatir las infecciones de orina leves y a hacerlas más llevaderas. El consumo de esta fruta, rica en vitamina C y ácido hipúrico, hará que la orina se vuelva más ácida y, por lo tanto, sea un medio más hostil para las bacterias que provocan esta afección. Por otra parte estas substancias mejorar el tejido de las vías urinarias, haciéndolas más resistentes a los ataques de las bacterias y ayudando a la cicatrización en caso de estas dañados.

A más, otras substancias contribuyen a ponérselo realmente difícil a las bacterias que causan las infecciones de orina. Los  arándanos tienen cierto efecto antibiótico y impiden que las bacterias se adhieran a las paredes de la vejiga y la uretra, por lo que podremos eliminar con más facilidad a las bacterias. Y todo ello de un modo natural.

Otros tratamientos naturales que puedes combinar con el tratamiento médico adecuado:

  • Beber muchos líquidos: aunque te lo haga pasar mal al principio, beber mucha agua te ayudará a depurar las vías urinarias y a terminar mucho antes con las molestias o el dolor de las infecciones de orina.
  • Bebe zumos naturales: siempre que puedas, desayuna o merienda con un zumo natural. Recuerda que sea hecho con una fruta rica en vitamina D, que te ayudará a proteger las vías urinarias y a prevenir la aparición de nuevas infecciones.
  • No contengas las ganas de orinar: en la vejiga se acumulan las bacterias, cuando más rato retengas la orina más probabilidades tienen de reproducirse y adherirse a las paredes de la vejiga. Por ello es importante que vayas al baño siempre que puedas.
  • Limpiarse correctamente al ir de vientre. Limpiarse de atrás para adelante favorece el paso de las bacterias que hemos eliminado a través del intestino hacia la zona de evacuación de orina, favoreciendo las infecciones.
  • Lleva una dieta sana: comer de forma equilibrada será una prevención para muchas enfermedades, entre ellas, la infección de orina. Sobre todo, incluye mucha fruta y productos ricos en fibra.
Foto: Half Chinese en Flickr.
Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...