¿Sabes qué es la biopsia líquida?

Si has oído hablar de la biopsia líquida, pero no sabes lo que es, el siguiente artículo te puede ayudar a resolver esta cuestión.

Infórmate sobre la biopsia líquida

Hasta hace poco tiempo el método empleado para estudiar el cáncer consistía en extraer una muestra del tejido afectado y analizarlo en el laboratorio. Esta es una práctica invasiva para el paciente ya que es necesario realizar una punción, una incisión o una cirugía para extraer el tejido. Pero, además de ser una prueba molesta para el paciente, también tiene sus riesgos porque se está sometiendo al enfermo a una operación.

Hoy en día para detectar un tumor se realiza un analítica de sangre en la que se pueden observar las mutaciones en las células. Esta analítica se llama biopsia líquida. El cáncer es una mutación de las células de los tejidos, que no se conforma con invadir un sólo órgano, sino que trata de afectar también a los órganos colindantes. Esta invasión de células cancerígenas en órganos sanos es lo que se conoce como metástasis. La forma más efectiva de expandirse de un órgano a otro es a través de la sangre. La biopsia líquida consigue detectar las células mutantes con tan solo un análisis de sangre.

Las ventajas de la biopsia líquida

La biopsia líquida le ahorra molestias al paciente ya que no necesita realizar una biopsia tradicional, lo que es un procedimiento molesto y doloroso que no está libre de riesgos. Por otro lado, las mamografías y las colonoscopias son pruebas que no se pueden repetir al poco tiempo, mientras que la biopsia líquida puede hacerse todas las veces que sea necesaria siempre y cuando el médico lo considere oportuno para poder ver como va evolucionando el cáncer.

Otra ventaja de la biopsia líquida es su rapidez dado que los resultados pueden conocerse en menos de 24 horas. Por ello, esta prueba se utiliza para evitar recaídas y para detectar el cáncer en estados tempranos y poder facilitar así su curación con una mayor facilidad.

La biopsia líquida se aplica, de momento, al cáncer de pulmón, al cáncer de mama, al cáncer de colon y a algunos melanomas. Pero se están realizando investigaciones para que se pueda extender su uso a todos los tipos diferentes que presenta esta grave enfermedad.

Cada paciente es distinto y por supuesto cada cáncer se comporta también de forma diferente. Los métodos anteriores de detección de cáncer solo permitían detectar el cáncer cuando muchas células ya se encontraban mutadas, pero la biopsia líquida detecta estas células en estados más tempranos permitiendo al médico adoptar tratamientos de forma más temprana, lo que aumenta considerablemente su efectividad.

¿Cómo se realiza la biopsia líquida?

El proceso para llevar a cabo esta prueba de detección del cáncer es el siguiente:

  • Extracción de sangre del enfermo: en primer lugar, es necesario tomar una muestra de sangre del paciente.
  • Aislamiento de componentes de la sangre: en el laboratorio se aíslan los glóbulos rojos, los glóbulos blancos, las plaquetas y el plasma. También se aísla el ADN de los glóbulos blancos.
  • Búsqueda de marcadores cancerígenos: se lee el ADN para buscar marcadores cancerígenos ya que las células cancerígenas son muy diferentes de las normales.
  • Busca de células tumorales: además de buscar células tumorales que han muerto, también se buscan células vivas de un cáncer primario que puedan provocar metástasis.

Cada vez que se produce una división celular existe un riesgo de que se produzca un error. A medida que se van acumulando las células con errores genéticos, mayores probabilidades de padecer un cáncer. Hoy en día la gente vive más y el cáncer se considera una enfermedad degenerativa, por eso se estima que uno de cada dos hombres y una de cada tres mujeres podrán desarrollar esta enfermedad. Además, los humanos no estamos diseñados para vivir 90 años y esto es lo que hace que los casos de personas que sufren esta enfermedad aumenten a partir de los 60 años como consecuencia de la edad.

Precisamente, relacionado con la edad, es necesario destacar que la biopsia líquida sirve para casi todos los pacientes menos para los niños, pues los tumores infantiles tienen menos mutaciones. Para detectar está enfermedad en los más pequeños hay que realizar otro tipo de pruebas.

Gracias a la biopsia líquida, con un simple pinchazo y en muy poco tiempo los médicos pueden determinar si tienes células tumorales o si el tratamiento contra el cáncer está funcionando, en pocas palabras podemos decir que la biopsia líquida permite: saber si hay un tumor, determinar si necesita tratamiento, conocer cómo hay que tratarlo y establecer cuándo hay que cambiar el tratamiento o pararlo.

Como ya te habrás dado cuenta, la biopsia líquida tiene muchas virtudes, pero no es una técnica que se realice con frecuencia porque todavía se están buscando vías de financiación. Además, se quiere lograr que la biopsia líquida se realice también en tumores cerebrales no detectados y en otro tipo de tumores.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...