Tratamientos naturales para las varices

Combate la inflamación y el dolor de las venas variciosas

Las varices aparecen cuando las válvulas de las venas se debilitan y esto impide que la sangre pueda circular normalmente. Las varices presentan el aspecto de líneas azuladas o moradas, sobre todo en las piernas. Las causas de las venas varicosas pueden se pueden deber a factores hereditarios, al embarazo, la obesidad, el estreñimineto, la falta de ejercicio, la vejez, la menopausia o por permanecer de pie mucho tiempo. Muchas veces no podemos combatir las causas, pero si podemos paliar los efectos de las varices con tratamientos naturales.

Las varices no entienden de edades

Las varices no entienden de edades

Remedios naturales para las varices

Hidroterapia: debes conseguir dos cubetas lo suficientemente altas para que nos quepan los pies hasta las rodillas, una la hemos de llenar con agua caliente (que no queme) y la otra fría. En la cubeta caliente debes verter unas ocho cucharadas de sales Epsom por cada cuatro litros de agua. La terapia consiste hacer tres series de inmersión de tres minutos en el balde de agua caliente y luego durante 30 segundos en la cuba con agua fría. Si realizas la terapia una vez al día notarás una reducción de las varices en un mes.

Friegas con vinagre de manzana: un remedio casero y muy útil para reducir las varices en las piernas consiste en hacer friegas con vinagre de manzana. Para ello debemos aplicar el vinagre de manzana en la pierna derecha desde abajo y haciendo movimientos hacia arriba; a continuación repetimos la operación con la pierna izquierda. Dejamos reposar el vinagre durante unas horas y después lavamos las piernas con agua caliente. El tratamiento primero quita el exceso de sangre por la mala circulación y después dilata los vasos.

Compresas de arcilla: diluye cuatro cucharadas de arcilla verde en una taza de agua. Una vez mezclados los ingredientes bátelos hasta conseguir una pasta fluida y con una textura homogénea. Cuando tengas la preparación aplícala sobre la parte afectada hasta que se seque la mezcla, luego lava la zona con agua tibia y jabón neutro. Debes repetir este tratamiento para eliminar las varices cada noche para conseguir resultados.

Agua de hamamelis: El agua de hamamelis (witch hazel) es un producto utilizado para fines estéticos, sin embargo, sus propiedades son positivas para combatir las varices que se generan a causa de la mala circulación de la sangre. Este líquido contiene taninos que tienen propiedades astringentes y reducen las venas varicosas. Para este tratamiento debes aplicar sobre la variz inflamada el agua de hamamelis directamente de la botella con un algodón.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...