Y tú ¿en qué almohada duermes?

Si quieres saber que almohada es mejor para ti no puedes perderte este artículo

pillow-2071096_1280

Cuando hablamos de descansar siempre pensamos en un buen colchón y casi siempre nos olvidamos de la almohada, sin embargo una mala almohada puede ocasionarte problemas cervicales, de espalda y de hombros.

Para descansar correctamente, la cabeza, el cuello y la columna vertebral deben estar alineados y una buena almohada es la encargada de conseguirlo. Una buena almohada debe permitirte respirar correctamente y dejar que tus músculos se relajen.

Pero no existe una única almohada para todo el mundo, para escoger la almohada adecuada hay que tener en cuenta la altura y la corpulencia de la persona y la forma de dormir.

Si quieres escoger una buena almohada adecuada para ti, debes tener en cuenta tres factores:

  • La posición en la que duermes
  • El apoyo que va a darle a tu cabeza y cuello
  • El tipo de material

Posición para dormir

Al comprar una almohada nueva debes tener en cuenta tu posición al dormir:

  • Si duermes de lado debes comprar una almohada grande y gruesa que te ayude a mantener tu cabeza alineada con la columna vertebral. te conviene comprar una almohada firme o de tipo medio
  • Si duermes de espalda tu almohada debe ser de tamaño mediano y ni demasiado alta ni demasiado baja y de firmeza media.
  • Si duermes boca abajo te conviene una almohada plana y suave

Apoyo a cabeza y cuello

Debes tener en cuenta que la almohada ideal debe permitir que tu cabeza, cuello y columna vertebral estén perfectamente alineadas y sujetas.

Tipos de almohadas

Las almohadas se elaboran con un montón de materiales para que cada persona pueda elegir la que le resulte más cómoda y más agradable:

  • Almohadas de plumas. Suelen ser de plumas de oca o de pato.Son blandas y se deforman fácilmente pero enseguida vuelven a su posición inicial.No suelen sujetar bien el cuello por lo que son ideales para las personas que duermen boca abajo.No son adecuadas para niños pequeños ni para personas alérgicas
  • Almohadas de látex. Pueden ser de origen sintético, natural o una mezcla de los dos. Estas almohadas suelen sujetar bien la cabeza por lo que son ideales para las personas que duermen de lado.
  • Almohada de materiales sintéticos. Normalmente están elaboradas con rellenos de poliéster. Son  blandas y no dan problemas de alergia.
  • Almohada de espuma. Normalmente son almohadas de espuma de poliuretano y tienen efecto memoria, es decir durante unos segundos mantienen la forma de la cabeza. No son adecuadas para las personas que se mueven mucho.

Cuidados de la almohada

La almohada también necesita sus cuidados como el colchón:

  • Ventílala al menos una vez a la semana
  • Dale la vuelta a menudo para evitar que se deforme
  • Lávala una o dos veces al año
  • Compra una funda de almohada y lávala cada vez que cambies las sábanas.
Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...