Alimentos que no debes dar a tus hijos

Si quieres ver crecer a tu hijo sano y fuerte, debes cuidar su alimentación, por eso debes evitar los alimentos que son perjudiciales para él, ¿ quieres saber cuáles son?

alimentos-para-prevenir-las-arrugas

La alimentación de los niños es un tema que generalmente preocupa mucho a los padres. Hoy, en Centro Mujer, queremos echarte una mano apostando por un listado de alimentos que los pequeños no deberían tomar porque no son capaces de procesarlos correctamente, o porque simplemente no son adecuados para ellos.

Tus hijos necesitan crecer y desarrollarse adecuadamente para que el día de mañana lleguen a ser unos adultos sanos. Por eso en tu mano está darles la alimentación adecuada para ayudarles a crecer de una forma saludable. Existen alimentos que aunque en sí son buenos, no resultan adecuados para un niño porque su estómago no los puede procesar adecuadamente.

Alimentos inadecuados para los niños

¿Quieres conocer que alimentos no son adecuados para tu hijo? Echa un vistazo al siguiente listado

  • La miel. Aunque es un alimento muy saludable para los adultos, no debe darse nunca a los niños antes de haber cumplido un año porque su intestino es aun inmaduro y la miel puede contener esporas de una bacteria  que provoca botulismo y el intestino del bebé no está preparado para combatirla.
  • Frutos secos.  Los pediatras recomiendan no dar frutos secos a los menores de 5 años pues pueden provocar atragantamientos y asfixias
  • Espinacas y acelgas. Ocurre lo mismo que con la miel, el estómago de un niño menor de 12 meses no está preparado para asimilar los nitratos que aportan estas verduras.
  • Exceso de sal.  Mucha sal no es buena para nadie, ni para los niños ni para los adultos, pero en los niños debes vigilar las comidas preparadas pues utilizan la sal como conservante y para darle más sabor.
  • Las salchichas. Las salchichas además de ser un aporte de nitratos y grasa, son muy peligrosas porque pueden  producir atragantamientos. Di decides dárselas a tu hijo, procura que sea en contadas ocasiones y cortadas en trozos pequeños.
  • Pez  espada, tiburón, atún rojo.  es mejor que no des a tus hijos estos pescados antes de cumplir 3 años, pues pueden contener niveles altos de mercurio que  pueden resultar tóxicos para tu hijo
  • Bollos y dulces industriales. La bollería industrial le resultará exquisita a tu hijo pero si te pones a leer la etiqueta veras que tiene grasas como aceite de palma, de coco… La mejor solución es que elabores dulces caseros y también puedes decirle a tus hijos que te ayuden en la elaboración, sí además de alimentarse bien se divertirán.
  • Barritas energéticas. Estas barritas tienen muy poco de nutritivas para tu hijo y están cargadas de azúcares y colorantes. Si quieres darle un alimento que le proporcione energía, ofrécele un bocadillo de jamón cocido o de jamón serrano.
  • Alimentos precocinados. Estos alimentos son ricos en sal, azúcares y grasas saturadas, es mejor que a tus hijos le des alimentos cocinados por ti misma pues así sabrás realmente lo que comen.
  • Leche de vaca. Hasta el año de edad, el niño no debe tomar leche de vaca por su alto contenido en proteínas, pero cuando cumpla el año ya puede tomarla
  • Refrescos de cola. Estos refrescos tienen un alto contenido de cafeína que puede alterar el sueño de tu hijo y provocarle nerviosismo.
  • Patatas prefritas. Las patatas prefritas son ricas en sodio y en grasas trans. Puedes darle de vez en cuando patatas fritas a tu hijo pero es mejor que las frías en aceite de oliva
  • Zumos comprados y refrescos azucarados. Estas bebidas contienen un exceso de azúcar que pueden provocarle a tu hijo caries, obesidad y pérdida de apetito.
  • Palomitas para microondas. Estas palomitas contienen exceso de grasas trans, sal y azúcar. Si a tu hijo le gustan las palomitas es mejor que se las prepares en una sartén con un poco de aceite de oliva.
  • Compotas de frutas compradas. No sustituyas nunca una pieza de fruta por una compota comprada, pues la compota tiene exceso de azúcar, colorantes y conservantes
  • Golosinas.Las golosinas siempre constituyen un aporte extra de azúcar de colorantes y conservantes. Si no puedes quitárselas del todo a tu hijo, procura que las coma en ocasiones especiales.
  • Cereales en el desayuno. Los cereales del desayuno suelen aportan un exceso de azúcar que es desaconsejable para tu hijo. Si tu hijo está acostumbrado a los cereales procura comprar el que tenga menos azúcar.

Para saber lo que es mejor para tu hijo, sigue tu instinto materno y acuérdate de los consejos de tu madre y de tu abuela. Cualquier duda que tengas, no dudes en consultar al pediatra.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...