Aumenta la maternidad pasados los 40 años

Un 26% más de mujeres ha decidido ser madre pasada la barrera de los cuarenta.

Hoy he leído una noticia que me ha parecido interesante para las mujeres. Por un lado porque toca de lleno al tema de la ley del aborto de nuestro Ministro Gallardón y, por otro, por lo que significa respecto a la maternidad madura. Pero empecemos por la noticia en sí. Según el INE –Instituto Nacional de Estadística-, el pasado año hemos aumentado hasta en un 26% el número de mujeres que han sido madres más allá de los cuarenta años.

Para mucha gente es una locura tener hijos pasados los cuarenta por lo que ello supone: cuando los hijos sean adolescentes las mujeres estaremos rondando los sesenta años, más o menos. Para muchos, esto es egoísta, incluso he llegado a leer comentarios de que solo se tienen hijos a esa edad para que nos cuiden a las madres cuando estemos viejecitas. Leyendo este tipo de comentarios me doy cuenta de que poco entienden a las mujeres cuando se dicen cosas así.

La mujer ha vivido una transformación como persona en la sociedad, ya que hemos pasado de limpiar la casa y cuidar de los hijos para entrar de lleno en el mundo laboral. Eso, en los años ochenta y noventa, nos supuso a las mujeres, en el papel de madre, un cambio muy fuerte en lo que a crianza se refiere. Ya que para poder trabajar se tenía que dejar el cuidado de los hijos a terceras personas, ya sean abuelos, guarderías o cuidadores. De ahí que durante esas dos décadas se pusiera tan de moda el biberón y otros elementos que facilitaban el cuidado de los hijos por otras personas que no eran los padres directamente. Por lo que el acceso de la mujer al mundo laboral, influyó directamente en la edad de tener bebés.

Así pues, el hecho de estudiar, de tener una preparación y un trabajo ha supuesto retrasar la maternidad, eso está claro. Pero cabe recordar que ser madre, además de muchas alegrías y mucho cariño recompensado, es un reto que supone muchas preocupaciones, muchas responsabilidades y dependiendo de la edad te las puedes tomar de una forma u otra. Es por esto que las mujeres que esperan a tener hijos cuando son más mayores ganan en seguridad, en paciencia y tienen una visión muy clara de cómo quieren que sea su maternidad al margen de modas o de presiones sociales.

Para los que dicen que la mujer es mayor pasados los cuarenta, que no tendrán ganas de seguir el ritmo de sus hijos cuando crezcan y de que cuando sean adolescentes las madres serán unas abuelas, tengo que decirles que andan muy equivocados. Porque la edad no es la que marca las ganas de hacer las cosas, sino que es el espíritu. He visto mujeres muy mayores viajar solas y saber vivir y disfrutar de la vida, aunque tengan 70 años. Incluso podría afirmar que enfocar la adolescencia de los hijos cuando unos padres tienen la madurez, la paciencia y la experiencia de encarar los problemas también puede ayudar a que los hijos tengan una adolescencia más comunicativa con sus padres.

En mi opinión, ser madre a partir de los cuarenta tiene dos riesgos evidentes: por un lado que puede que te cueste quedarte embarazada y por otro, que si el feto tiene una malformación, no puedas plantearte parar el embarazo debido a la nueva ley de Gallardón. Pero pienso que la maternidad tardía también tiene cosas muy buenas: más paciencia, mejor visión de la vida, un futuro mejor para los hijos y una adolescencia de los hijos tomada con más madurez por parte de los padres para afrontar los retos que se les presentan. ¿Qué opináis vosotras?

Vía | 20minutos.es

Foto | Cia de Foto

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...