Cabello liso como de plancha

Tenemos tantas opciones para tener el cabello extra liso que además de no perjudicarlo pueden incluso eliminar el encrespamiento. Tan solo tienes que tener en cuenta cómo es tu cabello y el tiempo y la duración del alisado.

alisado

Si quieres que tu liso te dure mínimo tres días, lo mejor son las planchas de cerámica porque permiten distribuir de forma uniforme el calor, sin dañar el cabello. Por otro lado dependiendo el uso así tendrán que ser. Si te gusta cambiar de peinado habitualmente, las planchas con diferentes diámetros de placas, son las adecuadas. Si eres de las que apenas tienes tiempo y te las pasas con el cabello mojado, obligatoriamente tienen que ser unas que tengan orificio de vapor, si no, el cabello sufrirá mucho. De cualquier modo, sea cual sea el modelo elegido de planchas, no las uses más de cinco veces por semana y aplica antes un protector de cabello térmico.

La responsable de que nuestro cabello esté nutrido, resistente y duro es la queratina. Los tratamientos cosméticos con este componente se encargan por lo tanto, de recuperar la queratina natural del cabello y restaurar su fibra, dejándolo más brillante y fuerte para que no se electrice. No duran tanto como los tratamientos profesionales de queratina, pero son un buen paso intermedio, y sobre todo más económico.


Hay productos a base de queratina que se activan con el calor de las planchas y que te los puedes aplicar tú misma. Si lo que quieres es aplacar el rizo y controlar el encrespamiento hasta cinco lavados puedes recurrir a un ritual muy sencillo. Después de lavar el cabello y acondicionarlo con los productos de la gama que gustes, rocía toda la melena con el producto que sea especial para planchado y que tenga queratina y colágeno, lo secas con el secador, después pásate las planchas.

También con los nuevos tratamientos de queratina solo necesitarás 5 minutos de secador y tras la ducha para presumir de pelo liso, pero te lo tienen que hacer en el salón de belleza. Está el clásico que tras lavar con un champú clarificante para abrir cutículas, te secan y aplican la queratina, mechón a mechón, dejándolo reposar de 20 a 30 min. Con una herramienta especial planchan todo el cabello para sellar la cutícula. Durante tres días no puedes mojarlo ni colocarte horquillas. El tratamiento dura 2 horas y el efecto cuatro meses, su precio ronda los 200 euros.

Imagen |  groupon

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...