Cuidado con los envases de los cosméticos

cuidado-con-los-envases-de-los-cosmeticos

Cuando compramos un cosmético rara vez nos paramos a pensar en la importancia que tiene su tipo de envasado. Sin embargo, que ofrezca para el producto una mayor o menor exposición a la intemperie y al contacto con las manos cuando se usa condiciona que el fabricante tenga que protegerlo con más o menos cantidad de conservantes.

Por ejemplo los cosméticos que vienen en tarro, es según los investigadores, un gesto placentero que libera endorfinas. Al ser el tarro un envase abierto, el producto se contamina antes, y para que esto no ocurra se le ponen más conservantes.

En tubo. Los hay para todos los gustos y son más seguros que un tarro. Según los entendidos, las mujeres prácticas prefieren los tubos que permanecen estables colocados verticalmente y también los plano, que pueden llevarse en el bolso. Los mejores son los envases de aluminio que necesitan menos conservantes, a las consumidoras no les gustan nada porque se arrugan.

Dispensadores de dosis, los sérum y algunos fluidos se encuentran en frascos alargados con una cabeza-ébolo dispensadora de dosis. Esto tiene la ventaja de que el producto interior no entra en contacto con las manos, aunque el aire penetra en cada uso. Pero son muy higiénicos y ofrecen más seguridad que tarros y tubos.

De todos modos los cosméticos que contienen aceites esenciales son seguros en cualquier tipo de envase. El motivo es que estos ingredientes son excelentes germicidas y actúan como conservantes naturales, lo que permite reducir considerablemente el número de conservantes sintéticos a incluir en las fórmulas.

También conviene elegir una marca de cosméticos de buena calidad, lo que garantiza la cantidad de aceites utilizados sea suficiente.

Vía: mr.guime

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...