Cuidado con los productos adelgazantes

cuidado-con-los-productos-adelgazantes

Ente el gran mercado tan amplio en cuanto a productos adelgazantes hay que ir con pies de plomo. A diario, aparecen nuevos productos y tratamientos que prometen milagros. No te engañes, los milagros no exciten como tal. Hay algunos que prometen mucho y en realidad su efectividad no ha sido testada. Busca siempre marcas serias y de confianza.

La publicidad agresiva es su forma de llegar hasta ti. Suelen prometer resultados rápidos e infalibles y muy a menudo sus anuncios se llenan de nombres científicos que inducen al comprador a pesar que está ante un producto testado y serio.

Cremas milagrosas. Hay que ser muy realista. No hay cremas adelgazantes, sino anticelulíticos o reafirmantes que mejoran el aspecto flácido o acolchado de tu piel. Si adelgazas con una dieta saludable y ejercicio, te ayudarán a que esta sea más tersa.

Pastillas quemagrasas. No deshacen la grasa, pero algunas contienen ingredientes naturales que facilitan la digestión. Después de una gran comilona, dos pastillitas, no te van a evitar que engordes. Lo mejor es ingerir comidas bajas en grasa.

Bebidas adelgazantes. Beberlas como sustitutas de comidas conlleva una carencia de nutrientes esenciales. Una opción son los sobres o líquidos que se mezclan con agua para ayudar a depurar el organismo, pero sin saltarse ninguna comida.

La mejor solución para quitarte esos kilos de más es ponerte en manos de un profesional, endocrinólogos, nutricionistas o farmacéuticos. Y ojo, porque muchas clínicas de adelgazamiento y centros de dietética tienen personal que no tiene suficiente cualificación.

Imagen | alvazer

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...