Mandamientos para recuperarse de los excesos veraniegos

mandamientos-para-recuperarse-de-los-excesos-veraniegos

Estamos a punto de terminar casi el verano, al menos la temporada alta y con ello llega la rutina, el estrés, la vuelta al cole, al trabajo y sobre todo el día a día y retomar los hábitos alimentarios.

En el verano siempre hacemos excesos, nos pasamos tres meses antes de ello poniéndonos a punto para después, tener que retomar los hábitos con una vida saludable y con ello evitar el trauma que supone la vuelta a la rutina y ver que pesamos dos o tres kilos más.

Pierre Dukan, autor de la célebre dieta que lleva su nombre, propone un decálogo con las claves alimenticias para cuidar la salud y sobre todo recuperar la figura.

Mira hacia atrás y recuerda lo bien que lo hiciste. Busca en tu bienestar la motivación necesaria para retomar una dieta saludable que, lejos de esclavizarte, te ayude a incorporar pautas sanas a tu rutina.

No eches la culpa a quien no la tiene y menos a la báscula. Pecar es humano, pero también lo es reconocer errores, asumir responsabilidades y poner remedio a tu malestar.

Plantéate unos objetivos y conoce cuál es tu Peso Justo. No todo es cuestión de perder kilos sino de encontrar tu equilibrio y establecerlo como meta..

Toma nota de los alimentos más saciantes. El peor enemigo de una alimentación saludable son las tentaciones entre comidas. Algunos alimentos con gran aporte energético ayudan a saciar el hambre: huevo duro, queso fresco, palitos de cangrejo, gambas, salvado de avena, atún al natural, sardinas en conserva…

¡Mucho ojo con los condimentos! Evita los azúcares añadidos de la mostaza dulce o el kétchup y apuesta por aliños sanos como la soja, las especias, el ajo, la cebolla, la mostaza de Dijon o el vinagre.

Evitar las tentaciones. Si tu entorno facilita las cosas prescindiendo de alimentos «prohibidos», el camino se hará menos duro.

Siempre es más fácil intentar perder peso si tienes apoyo. Sentirse respaldado es muy importante pero también lo es contar con un especialista que corrija y asesore tus hábitos.

Si vas a un restaurante intenta ser tú quien elija. No dejes de salir a comer o cenar por ahí, pero ten presente que con una oferta tan variada siempre puedes encontrar productos que se adapten a tus necesidades. Carne sin grasa, shashimi, pollo, salmón, ensaladas…

El ejercicio es clave para sentirse bien consigo mismo. No es necesario inscribirse en un gimnasio, cualquier actividad física incorporada a la rutina como caminar o subir escaleras resulta muy beneficiosa tan física como mentalmente. El ejercicio aumenta la producción de endorfinas que crean sensación de bienestar.

Y por supuesto, ¡bebe agua! El líquido elemento solo aporta beneficios: hidrata, depura y sacia. Los especialistas recomiendan un mínimo de dos litros diarios.

Vía | Yodona

Más en Centromujer

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...