Maquillaje invisible

En el rostro se puede destacar una mirada o potenciar unos labios, a la vez que lucir un aspecto natural y muy favorecedor. Solo se trata de usar los productos más adecuados y difuminados muy bien, para que no funda con tu piel.

Para ello antes hay que prepara el rostro. Tu tez es el lienzo sobre el que vas a plasmar el maquillaje. Prepáralo bien para que el resultado sea posible.


El primer paso es conseguir una superficie sin imperfecciones que refleje bien la luz. Y eso se logra con una exfoliación semanal. Por otro lado, las bases alisadoras unifican el tono y suavizan la piel. Las nuevas cremas BB Cream son al mismo tiempo hidratante, afinador de poros, antibrillos y protector solar.

También hay que corregir las imperfecciones y eso se consigue disimulando granitos o pequeños capilares. Se pueden neutralizar aplicando un corrector de tonalidad verde en los granos y venitas, y un corrector beige en puntos negros y ojeras.

El fondo de maquillaje lo mejor es no pasarse, por lo tanto no lo apliques en todo el rostro, hazlo solo en el centro, la zona que conocemos como T, así no se te acumulará en el nacimiento del pelo ni en el cuello.

Es básico para dar un aspecto más saludable a tu cara aplicarte un colorete, se recomienda aplicarlo como si dibujases una letra C, desde la ceja hasta el pómulo.  Y como remate final, los polvos para sellar el tono conseguido y lograr que te dure todo el día, aplica al final polvos sueltos.

Hay que prestar atención en los ojos porque son clave a la hora de un maquillaje para destacar todo el conjunto. Si queremos que el efecto sea natural, podemos darle personalidad sin caer en estridencias. Puedes rizar las pestañas ya que no sólo abrirás la mirada, sino que lograrás que la máscara luzca más. Si tienes pequeñas calvas o son cortas, usa unos polvitos específicos que ayudan a rellenarlas o perfilarlas.

Imagen | Taringa

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...