Mascarillas a base de yogur para preparar en casa

Lo prometido es deuda. Y en Centro Mujer habíamos prometido un artículo sobre mascarillas para cuidar tu piel a base de yogur que te traemos hoy.

yogurt mascarillas

Probablemente muchas de nuestras lectoras habituales esperaban nuestro artículo de hoy. Y como lo prometido es deuda, aquí estamos con él. En este caso, tras haberte hablado de los beneficios que tiene el yogur más allá de como un alimento más, sino en el campo de la cosmética, pasamos a contarte cómo sacarle partido para poder preparar tus propias mascarillas para hidratar tu piel y tu cabello. Además, en este caso, nos centramos de lleno en los tipos de rostro y sus necesidades específicas, con lo que te encontrarás con la posibilidad de sacarle provecho en todos los casos, ya que tu piel quedará reflejada en nuestra guía, que comenzamos a continuación.

Mascarillas a base de yogur

Mascarilla para pieles secas: la piel seca necesita de hidratación y nutrición para poder lucir perfecta. Es bastante habitual en este tipo de pieles que se tienda a notar ciertas grietas, o que haya un aspecto escamoso en algunas zonas de la cara. Todo ello es fruto de la falta de agua, y eso es lo que vamos a intentar resolver hoy con el yogur como aliado especial en nuestro post. Para poder hacer una mascarilla a base de yogur en casa que solucione este problema, lo que necesitas son cuatro cucharadas de yogur natural, unas rodajas de pepino y miel. Pones en todo en la licuadora y sacas la mezcla lista para aplicar en la piel. Puedes ayudarte con unos algodones, o simplemente con los dedos. Deja que repose en tu piel unos 15 minutos y luego lava la cara con abundante agua.

Mascarilla para pieles grasas: la piel grasa es una de las más difíciles de tratar. De hecho, las que la tenemos, por lo general nos encontramos en una tesitura de brillos constantes, que ahora con el verano aumentan por el calor y el sudor. Sin embargo, para conseguir una mascarilla a base de yogur casera que nos ayude a combatir esas características, tan solo tendrás que mezclar cuatro cucharadas de yogur con dos cucharaditas de zumo de limón. El cítrico es bien conocido por su poder antigrasa, y a no ser que tengas heridas abiertas en cuyo caso no se recomienda aplicarlo porque te picará, para usar esta mascarilla solo tienes que mezclar en un bol todos los ingredientes. Luego habrá que dejar actuar por un plazo de unos 15 minutos en la piel y eliminar igualmente con abundante agua.

Mascarilla purificante para pieles con imperfecciones: si lo que quieres es deshacerte de las imperfecciones y hacer un exfoliado natural a la piel de tu rostro, lo que tienes que hacer en ese caso es precisamente mezclar en un bol dos cucharadas de yogur, una de miel y un poco de azúcar. A poder ser de caña, el cual tiene propiedades estimulantes para la piel. Con todo ello bien mezclado aplicamos haciendo círculos sobre el rostro, para terminar dejándolo actuar una vez extendido unos 5 minutos. Luego habrá que eliminarlo del todo con agua fría y a presumir de una piel libre de impurezas usando para ello yogur natural.

Cuidado del cabello

El yogur es además de un componente perfecto para preparar todas las mascarillas que te hemos detallado anteriormente, un aliado esencial para nutrir e hidratar también tu pelo. Utilizarlo es realmente sencillo. De hecho, lo más fácil que te podemos recomendar es que te eches directamente sobre el cabello húmedo o seco, un yogur natural. Debes dejarlo actuar como si de una mascarilla completa se tratase, y luego eliminar bien todos los restos. Notarás que tras secarte el pelo, éste tiene más brillo y está más sedoso.

Al tratarse de un producto totalmente natural no corres el riesgo de hacerle daño a tu cabello, incluso si éste no pasa por su mejor momento porque está debilitado o maltratado por los muchos abusos a los que a veces lo sometemos y de los cuáles también hemos hablado en nuestro blog con remedios caseros. En todo caso, tanto para las mascarillas capilares como para las faciales, es muy importante que el yogur que utilices sea natural sin más, es decir, que no lleve azúcares añadidos. Además, como suelen ser los más económicos, estos cosméticos caseros te saldrán realmente baratos.

Está claro que con la crisis el interés por este tipo de cosmética ha aumentado mucho, pero ya nuestras abuelas conocían estos trucos mucho antes, con lo que se trata de recuperarlos y ponerlos en práctica para conseguir que la naturaleza nos ayude a sentirnos guapas, y a poder permitírnoslo. También al mismo tiempo que logramos ahorrar dinero, estaremos apostando por lo que es natural de principio a fin, un concepto cada vez más importante para nosotras. Así que son dos ventajas en una sola.

Imagen: Mom the Barbarian

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...