Tatuajes de henna: cosas que deberías saber sobre ellos

Los tatuajes de henna, aunque parezcan inofensivos, pueden resultar bastante peligrosos por los químicos que se añaden a la mezcla. Hoy te ayudamos a distinguirlos y a hacer una mezcla casera.

henna espalda

Los tatuajes de henna son una tendencia en alza que muchas mujeres quieren probar en su piel. Algunas lo hacen por simple tradición, ya que por ejemplo algunas sociedades hindúes y árabes se plantean que este material hace más bellas a las mujeres. En ese sentido, es habitual verlas tatuadas en días especiales, como por ejemplo, en una boda. Pero, más allá de las tradiciones los tatuajes de henna son también una moda que permite probarse un tatuaje antes de decidirse por uno permanente. Esto atrae a muchas, así como el hecho de poder lucir por unos días un tatuaje que no se atreven a hacer de verdad.

Teniendo en cuenta que la henna es un material natural, muchas son las mujeres que están convencidas de lo inofensivo que resulta y no siempre se toman las precauciones necesarias. Si bien cuando se habla de hacer tatuajes permanentes todos estamos al corriente de que se debe elegir un lugar adecuado y que las condiciones higiénicas deben ser altas, pareciese que en el caso de los tatuajes temporales se baja la guardia. Esto puede ser realmente muy peligroso porque no toda la henna del mercado es natural. Hoy te vamos a explicar qué es la henna, los peligros que tiene y cómo preparar henna para un tatuaje.

¿Qué es la henna?

La henna para tatuajes es un extracto natural que se obtiene de una planta que lleva por nombre Lawsonia inermis. Este pigmento, aplicado sobre la piel, consigue que ésta se tiña de un color amarronado o cobrizo. Esta henna natural lleva siglos siendo utilizada y rara vez ha ocasionado efectos adversos. La duración que puede ofrecer un tatuaje elaborado con este tipo de material es de unos días a unas semanas, dependiendo del producto en sí mismo y también de la piel y el lavado de ésta.

Problemas de la henna

Pero no es oro todo lo que reluce. De hecho, si te fijas bien en lo que hemos comentado anteriormente, te hemos dicho que la henna tiñe la piel de un color cobrizo o amarronado. Pero es muy probable que la henna con la que tú te hayas encontrado sea en realidad de un color negro. La henna negra está prohibida y son aditivos los que consiguen que este material se tiña de dicho color. El problema es que muchos de esos aditivos sí que pueden causar consecuencias importantes en la piel, así como reacciones adversas como alergias o infecciones.

En muchos casos, esto se puede evitar consultando las etiquetas de los productos que compramos. A continuación te vamos a hablar de algunos de los aditivos más dañinos, pero también más frecuentes en este tipo de productos para tatuajes de henna. Además, aunque resulten un poco más costosos, se recomienda utilizar productos de calidad, productos que te permitan asegurar que no hay riesgo alguno para tu salud. Si el tatuaje no te lo vas a hacer tú misma, asegúrate de que se cumplan unas condiciones mínimas de higiene. No te recomiendo en absoluto que los hagas en mercadillos ni en puestos callejeros. Habitualmente, si algo te ocurre, no tendrás a quién reclamarle porque quizás no estén y esto será un verdadero problema.

Algunos aditivos habituales en la henna de los tatuajeshenna manos

Las sales de circonio o la parafenilendiamina son dos químicos habituales que se utilizan para conseguir colores más oscuros en la henna natural y también para fomentar que los propios tatuajes duren más. De hecho, el segundo de estos dos ingredientes es muy habitual encontrarlo en los tintes del cabello. Aunque deberías evitarlos también en estos casos, habitualmente se encuentra en más del 90% de los productos del mercado. Estos dos químicos, junto con otros que se encuentran en las mezclas de henna comercial pueden producir reacciones alérgicas. Pero, ¿cómo son este tipo de reacciones?

Cada cuerpo puede experimentarlas de un modo diferente. Sin embargo, las reacciones más habituales son aquellas que se producen con el contacto directo con la sustancia, al paso de pocas horas y resultan en una erupción o aparición de pequeños granitos. Hay personas que durante los primeros días no tienen síntoma alguno y que, sin embargo, sí los presentan semanas después. Una de estas afecciones se cura fácilmente con pomadas tópicas. Sin embargo, si la piel pica, arde o produce una especie de bultos hacia afuera, o se pone peor cada día, entonces lo mejor será acudir a un especialista porque podría tratarse de algo más grave. Las infecciones requieren de tratamiento con antibióticos con lo que mejor acude a tu médico si te ocurre algo similar.

Cómo preparar henna para un tatuaje casero

Aunque no hay manera de asegurarse al 100%, la información que te hemos dado en todo este artículo puede ayudarte a diferenciar la que puede ser una henna más bien adulterada y con químicos perjudiciales y la que es una henna natural. Pero, si lo que te preocupa es obtener el color deseado partiendo de una henna que no te cause molestias, tenemos la solución. De hecho, lo que te presentamos ahora es un tutorial para poder elaborar una pasta casera de henna para hacerte tus propios tatuajes ¿Qué te parece la idea?

Ingredientes:

  • Henna en polvo específica para tatuajes
  • Agua
  • Café oscuro
  • Té verde
  • Azúcar
  • Limón
  • Aceites esenciales al gusto

Para poder conseguir la pasta para tatuajes de henna de forma natural, es probable que en el paquete que compres te indique que la mezcles solo con agua. Sin embargo, los ingredientes que hemos añadido como extras en la propuesta anterior tienen su propia razón de ser. Por un lado, el café oscuro hace que puedas conseguir mejorar el color para que esté más negro y puedas así presumir de esa tonalidad sin exponerte a riesgos. Los aceites esenciales sirven simplemente para que el aroma de tu tatuaje se quede impregnado en tu piel y puedas disfrutar de él. El té verde, por su parte, consigue suavizar la piel y es una sustancia que la hidrata de manera natural. El azúcar y el limón serán tus verdaderos aliados a la hora de conseguir que el tatuaje temporal te dure más.

Como ves, aunque los has considerado casi siempre inofensivos, los tatuajes de henna pueden ser problemáticos si no se tienen las consideraciones oportunas. Ten en cuenta todo lo que te hemos contado para asegurarte de que tu próximo tatuaje de henna sea seguro y no te cause ningún inconveniente. ¿Te animas a poner en práctica estos consejos y lograr el tatuaje temporal que deseas?

Fotos: Olena Zaskochenko / AnnaTamila / Africa Studio / Iuliia Stepashova / miumi

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...