Tipos de pedicura

Si quieres conocer los diferentes tipos de pedicura que existen no te pierdas este artículo

La pedicura es un tratamiento para mantener los pies y las uñas cuidados y así prevenir posibles enfermedades. En la antigua Roma los soldados romanos se hacían la pedicura para eliminar los callos de los pies.

Hacer la pedicura  a menudo ayuda a mantener unos pies sanos y unas uñas sin molestias. Existen varios tipos de pedicuras por eso hoy vamos a hablar un poco de ellas.

Tipos de pedicura

Existen varios tipos de pedicura pero todas ellas tienen como objetivo el cuidado de los pies.

Pedicura normal

La pedicura básica o normal consiste en una limpieza de pies donde se elimina la piel muerta y las callosidades y también trata de evitar los dolores y molestias de las uñas clavadas o encarnadas.

Esta pedicura consiste en introducir los pies durante unos minutos en un recipiente con agua tibia. Luego se limpian las uñas y se pasa una lima para tratar de eliminar los callos. Por último se cortan y se pintan las uñas

Pedicura spa

La pedicura spa es muy similar a la pedicura normal por eso mucha gente las confunde. Este tipo de pedicura se realiza en centros de belleza y se puede aplicar en los pies parafina, barro, sal marina o cualquier otro producto para hidratar los pies, relajar los músculos y facilitar el flujo sanguíneo. Después de aplicados estos productos se eliminan las callosidades y se cortan y se pintan las uñas

Pedicura con piedras

En este tipo de pedicura se utilizan piedras calientes y aceites naturales para masajear y ejercitar los músculos de los pies. También se eliminan los callos y se cortan las uñas como en las otras pedicuras.

Pasos a seguir para realizar una pedicura

Para realizar una buena pedicura hay que seguir estos pasos

  • Desinfección de los materiales que se van a utilizar y las manos de la persona que va a utilizarlos
  • Remojar los pies en agua tibia con un poco de jabón durante unos 10 minutos
  • Volver a remojar los pies pero esta vez en agua tibia con sal durante unos 5 minutos para eliminar impurezas y ablandar las durezas y callosidades
  • Retirar el esmalte viejo
  • Cortar las uñas en forma recta para evitar que se claven y se encarnen
  • Una vez cortas las uñas se deben limar para darle forma
  • Empujar las cutículas para atrás pero nunca debes cortarlas pues así permites la entrada de bacterias
  • Limar y retirar las durezas y las callosidades
  • Pintar las uñas
  • Hidratar con cremas especiales y aceites naturales

Y tu ¿conoces algún otro tipo de pedicura?

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...