Crítica: Almas condenadas

Crítica: Almas condenadas

Título: Almas condenadas
Título: My Soul To Take
Director: Wes Craven
Género: terror
Duración: 107 minutos
Fecha de estreno: 10 de junio
Intérpretes: Max Thieriot, John Magaro, Emily Meade , Nick Lashaway, Denzel Whitaker , Paulina Olszynski, Raúl Esparza, Zena Grey.
Trailer: Almas condenadas
¿Debo ir a verla? ★½☆☆☆ Wes Craven pincha con una aburrida película de terror adolescente.

Wes Craven es uno de los directores que más adolescentes ha matado… en la gran pantalla. Entre sus aportaciones a la saga ‘Pesadilla en Elm Street’ y la serie ‘Scream’, el realizador ha convertido casi en arte el asesinato de chavales en la edad del pavo. No obstante, no siempre la jugada le sale del todo bien. Almas condenadas es el ejemplo que, en ocasiones, conocer muy bien los elementos del guiso no siempre da los resultados deseados.

El filme nos muestra la historia de un psicópata que es asesinado en una pequeña localidad norteamericana. Antes de morir, el criminal jura volver para vengarse. Justo dieciséis años más tarde, los siete niños nacidos el día del fallecimiento del asesino empiezan a ser eliminados por una persona que parece poseída por el espíritu del asesino. Con este argumento, a medio camino entre cualquier slasher de inspiración sesentera y un olvidado thriller sobrenatural como ‘Fallen’, Craven vuelve a realizar su peculiar combinación de problemas y traumas  adolescentes con la habitual carnicería de película de terror con asesino.

El resultado es un aburridísimo producto que no provoca la más mínima inquietud. Los momentos de supuesta tensión están rodados con una falta de nervio realmente exasperante, mientras que las historias de los jóvenes protagonistas nunca terminan de interesar y ahondan en todos y cada uno de los tópicos sobre la pubertad. Todo se termina reduciendo a descubrirquién es el asesino que esta acabando con los adolescentes. Como siempre, Craven, aquí también guionista, nos deja falsas pistas, aunque resultan tan obvias que no engañan a nadie. Si a ello añadimos unos ineficientes actores, el resultado es una aburridísima cinta de terror que se encuentra muy lejos de los logros de Craven en ‘Scream’ o la primera entrega de ‘Pesadilla en Elm Street’.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...