Crítica: Don Gato y su pandilla

Esta producción entre México y Argentina fracasa a la hora de adaptar a la gran pantalla las aventuras del popular personaje de la televisión. José Corbacho presta su voz a la versión española del minino animado.

Titulo: Don Gato y su familia
Título original: Top Cat.
Director: Alberto Mar
Género: Animación
Duración: 90 minutos
Fecha de estreno: 22 de junio de 2012
Voces en castellano: José Corbacho, Rodolfo Chikilicuatre.
Don Gato y su pandilla, tráiler español
¿Debo ir a verla? ★★½☆☆ Bienintencionada versión para la pantalla grande del personaje de Hanna-Barbera.

Don Gato forma parte de la educación sentimental de varias generaciones de niños. Desde su emisión en los años sesenta del siglo XX han sido muchas las reposiciones de los treinta capítulos originales, donde se nos contaban las peripecias del mítico minino y sus colegas de callejón. La mayoría de sus aventuras en televisión, episodios de escasos minutos, se centraban en las correrías de su pandilla y los esfuerzos del oficial Matute por echarlos el guante.

Una producción entre México y Argentina dirigida por Alberto Mar, realizador responsable de la serie de televisión ‘El chavo animado’rescata en este segundo milenio al personaje de Hanna-Barbera en un largometraje de dibujos animados para la gran pantalla. Don Gato y sus amigos respeta el estilo de dibujo del original, así como las características fundamentales de los personajes, aunque intenta estirar las aventuras del animal hasta la hora y media del largometraje convencional. ése es el principal handicap de esta adaptación cinematográfica: la trama no aguanta esa duración.

Los guionistas idean una historia donde Don Gato y sus amigos tienen que enfrentarse a Lucas Buenrostro, un nuevo jefe de policía que amargará la vida al pobre Matute y al resto de la ciudad con sus absurdas leyes y la instalación de cámaras en cada rincón. La historia, con ecos del Gran Hermano que George Orwell nos mostrara en ‘1984’, resulta demasiado morosa y escasamente divertida. Se adivina los buenos propósitos del producto, aunque los logros son más bien escasos.

En cuanto a la animación, los personajes resultan simpáticos, aunque los fondos sean sumamente pobres.

En resumen, Don Gato y su pandilla resulta un producto fallido que tiene en los episodios de televisión su gran enemigo. Aquellos pequeños espacios de pocos minutos resultan mucho más divertidos y ágiles que esta bienintencionada versión para la gran pantalla.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...