Crítica: Valkiria

Valkiria, critica

Título original: Valkyrie
Director: Bryan Singer
Género: thriller
Duración: 120 minutos
Intérpretes: Tom Cruise, Kenneth Branagh, Bill Nighy, Tom Wilkinson, Carice Van Houten
Estreno en España: 30 de enero
Espectacular nuevo trailer de Valkyrie
¿Debo ir a verla? ★★★☆☆ Correcto film de suspense que podía haber dado más de sí, pero que ofrece grandísimos momentos

Valkiria aborda el intento de asesinato del führer aleman a manos de un grupo de oficiales de la Alemania nazi. Claus von Stauffenberg acabó liderando un complot para hacerse control de la cancillería ya durante los últimos estertores del terrible nazismo. Preñada de problemas durante su realización, la pelicula supone una nueva prueba de la solidez de su director y de su estrella, aunque no llega a ser la grandísima película que podía haber sido debido a la vía elegida por sus creadores, que es, a la vez, la que la convierte en una pieza de suspense perfectamente ajustada y ejecutada.

Así pues, el film de Bryan Singer se centra en esta fuerza opuesta que se manifiesta contra el espanto nazi desde el minuto uno, y como película de puro suspense cabe reconocerle suficiente fuerza. Utilizando una narración y un estilo clasicista, quizá convencional, pero que nunca se sobrepone a la historia, la película del director de Superman Returns juega sus mejores cartas en todo lo referido a la articulación del complot y su ejecución.

La claridad expositiva de su director es en este punto admirable, pero a la vez obvia todo intento de profundización histórico política o cualquier conato de profundizar en algún personaje, lo cual debilita el resultado final. Pero Singer domina a la perfección los mecanismos del suspense, y su renuncia a todo juicio crítico convierte Valkiria en un film que carece de tiempos muertos en el no hay lugar para el aburrimiento.

Pero a la vez, no hay apenas nada más que la voluntad de ofrecer una montaña rusa de suspense, salvo un profesional trabajo de actores y de ambientación que otorga solidez al conjunto. En este punto, destacan un Bill Nighy simplemente fenomenal, y una Carice Van Houten (El libro negro) que está pidiendo su desembarco en Hollywood a gritos. Tom Cruise aparece aquí ajustado y sobrio –apagado, casi-, pero tiene suficiente peso para llevar por sí solo la película.

No obstante, al carecer de peso en los personajes y de el suficiente alcance a la hora de sugerir las zonas más oscuras de la Alemania nazi, Valkiria se queda algo lejos de todo lo que podría haber dado de sí. El director de X-Men privilegia el retrato del grupo de insurrectos frente al de cada individualidad, lo que perjudica la identificación del espectador por el destino de los protagonistas.

Pero pese a todo, el film funciona de principio a fin si aceptamos la vía elegida por Singer y el guionista de Sospechosos habituales, Christopher McQuarrie. Valkiria ofrece todo un carrusel de escenas de suspense que la convierten en un entretenimiento de primer orden: desde el inicial intento de asesinato en el avión hasta la explosión durante la reunión de altos mandos (y los estupendos momentos que siguen), el film vence sus auto impuestas limitaciones y opta por tratar de generar la máxima ansiedad posible en el espectador. A recordar también la reaparición telefónica de uno de los personajes principales, donde Singer sí puede desplegar cierto gusto por lo horrendo y por la tragedia que se avecina.

La verdad es que lo consigue, y el final del relato, no por menos conocido, resulta notablemente emotivo.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...