Arranca la 44º edición del Festival de Sitges

Parecía que lo tenían todo en contra, pero pasado un año la afluencia de público y la gran cobertura mediática han demostrado que ni la crisis puede con las buenas películas de evasión. Así lo atestiguan las 275 cintas disponibles en el el Festival Internacional de Cinema Fantàstic de Catalunya, así como las 27.000 entradas que ya se han vendido. Y es que ni los recortes de presupuesto, que evidentemente hacen más difícil seguir manteniendo el mismo nivel, ni el procesamiento de Ángel Sala, director del certamen, por autorizar la película A serbian film el año pasado, en la que se incluían escenas de sexo con menores, han hecho que la expectación ante la 44ª edición del Festival de Sitges sea menor que en otras ocasiones.

festival de sitges

De este modo, el próximo jueves arranca uno de los festivales más arriesgados del panorama nacional, donde prima por encima de todo el concepto de género. Terror, gore, fantástico… todo tiene cabida en la que será una edición con gran presencia de las majors estadounidenses, que volverán a ser benévolas con el certamen tras su ausencia el año pasado. Pese a que nadie lo dijera en voz alta, ello fue debido a las rencillas entre la Administración y las distribuidoras por culpa de la Ley de Cine Catalán. De este modo, el público y la crítica notarán la presencia de autores de la talla de Francis Ford Coppola, que con su nuevo film, Twix, incurre en el género de terror por primera vez desde que debutase con Dementia 13 en 1963. Otro plato fuerte que hará las delicias de los fans es el esperadísimo regreso del húngaro Béla Tarr con The Turin House, lo nuevo de Lars Von Trier, Melancholia; Contagio, de Steven Soderbergh o Intruders, la nueva incursión del español Juan Carlos Fresnadillo dentro del género de terror, esta vez jugando la baza de los temores infantiles.

Como novedad de este año, destacaríamos la alta presencia de producciones catalanas en el certamen. Empezando, evidentemente, con uno de los proyectos más esperados de la temporada, el que abrirá la presente edición del Festival: Eva, un largometraje impulsado desde la Escola Superior de Cinema i Audiovisuals de Catalunya (ESCAC) y dirigido por Kike Maíllo. Para el cierre, que tendrá lugar el 15 de octubre, otro imperdible, esta vez para los más nostálgicos. Nos referimos a The thing, precuela de La cosa, que llega de la mano de John Carpenter y que se podrá ver en Sitges apenas unas horas después de la primicia en Estados Unidos.

Además de las secciones habituales que todos los años encontramos en el Festival (Sección Oficial Fantàstic, Panorama, Noves Vision, Casa Àsia,  Midnight X-TRreme y Anima’t), este año se añade el bloque Sitges Family, que pretende acercar a los más pequeños, futuros espectadores del género, a los vericuetos del fantástico.

Invitados de honor

Pero como en todo festival de cine que se precie, no solo de metraje vive el hombre. Las estrellas, las grandes y reverenciadas instigadoras de los filmes más aclamados, tienen su sitio de honor en la programación del Festival de Sitges 2011. Como cada año, ni más ni menos. Ese es el caso del gran homenajeado de esta edición, que recibirá el Gran Premio Honorífico: Bryan Singer, director de, entre otras, la aclamada X-Men. Bigas Luna, por su parte, recibirá una Maria Honorífica, al tiempo que personajes destacados como el realizador Jaume Balagueró o el coreógrafo de acción Ching Siu Tung, recibirán su premio Màquines del Temps. El mismo galardón que se les concederá a los actores Michael Ironside (X-Men, Smallville), Michael Biehn (Terminator, Aliens el regreso, The Abyss) y Barbara Steele, musa de Mario Bava en La máscara del demonio.

Foto: Juanpol

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...