Somos la noche, tráiler español de una película de vampiras lesbianas

Dennis Gansel, el director de ‘La ola’, nos ofrece una película de vampiras repleta de acción, sexo y sangre. Los que busquen un nuevo ‘Crepúsculo’ se tendrán que ir a otra parte.

Somos la noche devuelve a las películas de vampiros toda la sangre y el sexo que la saga Crepúsculo se empeña en escatimar. Dennis Gansel, el autor de La ola, nos traslada al Berlín más fashion para contarnos la historia de un grupo de mujeres chupasangres que se lo pasan a lo grande en la capital de Alemania.

La cinta nos cuenta la historia de Lena, una chica de 18 años que se convierte en una no muerta después de recibir el mordisco de la jefa de un grupo de vampiresas. Al principio disfruta de la vida desenfrenada de la banda, aunque todo cambiará cuando se enamoré de un joven policía.

A tenor de lo visto en el tráiler, la cinta nos promete acción ,sangre y escenas de sexo entre mujeres. Vamos, todo lo contrario de lo que ofrece la insoportable saga escrita por Stephenie Meyer.  No obstante, Gansel ha querido dar un toque de profundidad a su filme. «La vampiresas crean un mundo de brillantina y glamour -explica el realizador en las notas de producción de la película- que en un principio engulle a Lena también. Pero entonces empieza a ver bajo las apariencias.Estas mujeres, que parecen tan fuertes y hermosas, están en realidad muy solas, y buscan ser amadas, un hogar y una familia».

La cinta, que se alzó con el Premio del Jurado del Festival de Sitges, es un proceso largamente acariciado por su director. De hecho, el primer borrador data de 1999, cuando el director le dio una copia a una de las actrices, Nina Hoss. Sin embargo, diversos contratiempos impidieron que la película pudiera filmarse antes.

Gansel se inspiró para el largometraje en varias experiencias personales. “Mi novia estudiaba teatro en esa época y tenía una foto suya muy sexy en blanco y negro que me recordaba a un vampiro”, rememora el director en el press-book de la película. “El otro momento clave fue mi visita a Berlín  en el verano de 1996, cuando conocí esa arquitectura decadente y Victoriana en la zona de Schlesisches Tor, y visité algunos clubs de la época como el Tresor o el WMF.”


Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...