Tron: Legacy: Disney vuelve a hacer magia

tron-legacy-disco

Ahora que han pasado unas cuantas semanas desde el estreno en los cines de todo el mundo de Tron: Legacy, podemos analizar el recorrido de la película en perspectiva. Disney tenía por delante una tarea dura, dado que no estaban presentando al público una marca totalmente nueva, sino una licencia continuista con una película de hace más de 20 años. Y eso, teniendo en cuenta que como es normal los jóvenes no son unos cinéfilos de pro, y que conocen lo que se ha estrenado en su época o los grandes clásicos, era un importante hándicap para la productora.

Porque Tron, la película original, no es una de esas producciones que puedas permitirte emitir todas las navidades en televisión. Si bien en la época deslumbró gracias al uso de la más alta tecnología de la época y de efectos de iluminación muy cuidados, el film ha envejecido fatal, y ahora sólo despierta la carcajada entre quienes lo descubren por primera vez.

De todas formas, Tron: Legacy ha cumplido con las expectativas, y Disney parece que ha quedado satisfecha, porque ya suena la posibilidad de rodar secuela o incluso serie de televisión, lo que sin duda confirma que la taquilla obtenida es más que decente en relación a los pronósticos que se habían formulado los productores.

La película en sí, reduciendo la relación con la primera entrega de la saga, es un delicioso espectáculo de luces y efectos de iluminación de tipo tecnológico. No hay que quitarle mérito a sus realizadores, dado que es una auténtica maravilla en lo visual. Que el guión no sea demasiado espectacular y sí un poco predecible, y que la versión 3D ofrezca prácticamente poco al espectador, no son razones como para que no digamos que Tron: Legacy se ha ganado a pulso el reconocimiento de los espectadores.

Jeff Bridges, como era de esperar, y justificando el sueldazo que se debe haber llevado, hace dos papelazos, mientras que el resto del reparto, salvo alguna honrosa excepción, cumple. Garrett Hedlund es el jovenzuelo que caracteriza al protagonista de ésta nueva entrega, y no está mal del todo, pero Jeff Bridges, literalmente, se lo come, sin patatas, sin pan y sin nada. Hedlund hace lo que puede, y será el centro de las miradas de la chiquillada, pero a nivel interpretativo todavía le falta mucho que aprender para conseguir igualar el talento que, ya en la primera entrega de Tron, el veterano Jeff Bridges atesoraba.

Con lo flojilla que está la cartelera éstas navidades, si todavía tienes tiempo para pasarte por la sala de cine en el día de Reyes o similares, Tron: Legacy es una muy buena opción. Y no hace falta que veas antes la primera película, eso puedes darlo por seguro (si las visualizas a la inversa, por absurdo que suene, incluso las disfrutarás más, aunque algún que otro cinéfilo radical se ofenda por decir esto).

En Notas de Cine | Tron Legacy, trailer español | Crítica: Tron Legacy

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...