Cómo hacer mermelada

Hoy os vamos a enseñar a preparar mermelada. Las mermeladas caseras suelen ser de mayor calidad, más sanas y sin aditivos.

Elige la fruta con la que deseas hacerlas y busca tarros de cristal con tapas también de cristal o esmaltadas, pero que no sean metálicas.

Una buena opción es escoger fruta de temporada como los higos, y así podrás disfrutarlos durante más tiempo.
Prueba a mezclar dos frutas como por ejemplo fresas y manzanas o incluso verduras o hortalizas, ya sea cebolla confitada, pimiento o mermelada de tomates.

Ejemplo: Mermelada de fresa.

  • Ingredientes:

-1 Kg. de fresas
-1/2 Kg. de azúcar
-Zumo de un limón

  • Elaboración:

Lava bien la fruta, corta los tallos y pártelas por la mitad.
En una olla se pone las fresas, el azúcar y el zumo del limón. Remueve de vez en cuando para lograr una mezcla homogénea y para que no se te pegue.
Mantén la mermelada a fuego lento hasta que espese.

Para hacer conserva, pon a hervir los tarros y las tapas durante 10 minutos. Rellena los tarros con la mermelada aún tibia. De esta forma no hay un cambio brusco de temperatura y el tarro no se partirá.

Hay un par de trucos para que la mermelada te dure más tiempo. El azúcar actúa como conservante así que se ha de poner una parte de azúcar por cada dos de fruta.
Para esterilizar los botes se vuelven a hervir una vez rellenos, como si fuera a baño María. Deja los botes con la tapa puesta encima pero sin cerrar hirviendo durante 10 minutos más. Al final, ciérralos sin levantar la tapa para que se genere el vacío en el interior.
Cuando haya pasado casi un día, la mermelada estará lista para comer.

¡Buen provecho!

Foto│RachelTayse

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...