Reduce los efectos tóxicos en el organismo

Hay ciertos elementos y componentes tóxicos que se generan a la hora de cocinar afectando al compuesto de los alimentos. Por lo tanto para no tener un efecto tóxico para la salud, mejor prevenir para después no tener que curar.

aceites

Según indican los expertos, los productos envasados con cinco o más ingredientes tienen más posibilidades de haber sido sometidos a un alto grado de procesamiento. Recuerda que los ingredientes de los productos se enumeran en orden decreciente de peso. Por lo tanto lee las etiquetas y evita aquellos en los que las grasas, el azúcar y los aditivos encabezan la lista. Recuerda también que los alimentos frescos, son los menos manipulados y por lo tanto deberían constituir la base de la dieta.

Uno de los alimentos más manipulados sobre todo a la hora de cocinar son las carnes a la brasa. El contacto entre la grasa de la carne o el pescado y la llama de fuego crea unas sustancias potencialmente cancerígenas. La mejor forma de prevenir su desarrollo es retirar las partes grasas (piel incluida) de las piezas que vayas a preparar a la barbacoa y condimentarlas con romero, tomillo u orégano. Realzarás el sabor de las carnes a la vez que bajas la concentración de tóxicos, gracias a su acción antioxidante.


El aceite de oliva es la grasa de elección a la hora de freír, porque es el único capaz de soportar hasta 180 ºC sin descomponerse. A esas temperaturas, otros aceites se deterioran desarrollando sustancias nocivas. La inversión bien merece la pena porque un mismo aceite de oliva puede reutilizarse hasta 3 ó 4 veces, siempre que se filtre después de cada uso, no se mezcle con otros aceites y no se haya quemado con el uso frecuente.

Por otro lado, la fibra presente de forma exclusiva en los vegetales, frena el paso de tóxicos al torrente sanguíneo, ya que atrapa las sustancias de desecho y las elimina a través de las heces. Por esta razón, es muy beneficioso tomar fruta fresca o en comporta a la hora del postre, especialmente cuando se hayan incluido alimentos procesados en las comidas. Los días que tomes yogur, requesón o cuajada, endúlzalos con carne de membrillo. Las fibras de este alimento son un excelente captador de todo tipo de tóxicos.

Recuerda que el exceso de toxinas puede incluso dañar las articulaciones y causar dolor de cabeza, falta de concentración, fatiga y trastornos intestinales.

Imagen | irekia

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...