Detalles de la boda religiosa de Andrea Casiraghi y Tatiana Santo Domingo

Andrea Casiraghi y Tatiana Santo Domingo se casan este fin de semana en la localidad suiza de Gstaad. El evento durará tres días donde se reunirán amigos y familiares en esta zona tan exclusiva de suiza.

Boda religiosa

Este fin de semana Andrea Casiraghi y Tatiana Santo Domingo completan sus votos matrimoniales con la boda religiosa. Recordemos que la boda civil tuvo lugar el pasado 31 de agosto del 2013 en el Salón del Trono del Palacio Grimaldi rodeados de familia y amigos. Como ya dijimos en su momento, hasta principios del año 2014 no se celebraría la boda religiosa y este fin de semana y durante tres días, es cuando se celebra. El lugar que han escogido es idílico y reservado para muy pocos bolsillos, se trata de una zona muy exclusiva de suiza, Gstaad, una pequeña localidad de los alpes con una exclusiva estación de esquí reservada para la nobleza, famosos, actores y demás personajes de fama mundial.

Hoy viernes 31 de enero se celebra la primera de las reuniones de amigos y familiares y lo hacen en un restaurante que es un refugio alpino llamado El Eggli. Este espectacular refugio tiene unas vistas únicas de los Alpes berneses y cenarán una fondue party. Tras la cena  se llevará a cabo una bajada espectacular nocturna por las pistas de esquí de El Eggli ya que lo harán con antorchas hasta llegar al mismo pueblo. Si algo tiene esta localidad es que es uno de esos lugares nevados, cuidados e iluminados como un cuento de Navidad. Un espectáculo se mire por donde se mire, ya que es una localidad que cuida hasta el último detalle.

Mañana sábado se celebrará la ceremonia religiosa en el antiguo convento de Rougemont, construido por los monjes Cluny, un edificio del románico del siglo XI. La hora será a las siete de la tarde, por lo que probablemente ya sea de noche, algo que le dará especial luminosidad a la ceremonia, ya que la novia a pedido que se ilumine la capilla de San Nicolás de Myra con velas y que se decore con flores blancas. Una vez concluida la ceremonia, donde se habrán dado el ‘sí, quiero’, los novios, se supone, porque no se sabe con certeza, que se trasladarán al impresionante Hotel Palace en una carroza antigua tirada por caballos, un hotel que más bien parece un castillo en medio de la montaña para celebrar el banquete.

Como si de un cuento de princesas se tratara, la novia se cubrirá con pieles blancas con ‘ushanka imperial’, como si de una zarina se tratara para abrigarse del intenso frío. El domingo dos de febrero se celebrará un brunch y una lluvia de confeti en el Hotel Palace para despedir a los invitados y dar por finalizada la celebración. Se espera que a esta localidad lleguen muchos invitados de la realeza, la nobleza y la clase alta europea, entre ellos Carlota con su bebé, los príncipes Alberto y Charlene de Mónaco, la princesa Carolina, la princesa Alejandra de Hannover y un largo etc.

Vía | hola.com

Imagen | Nouhailler

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...