¿Qué es el método Nunchi o fenómeno cultural coreano para ser feliz?

¿En qué consiste el método Nunchi de Corea del Sur para alcanzar la felicidad?

Método Nunchi

Cada idioma tiene sus propias palabras que hacen referencia a la búsqueda de la felicidad: «hygge» en danés, «ikigai» en japonés… Desde hace siglos, los coreanos llevan utilizando el método Nunchi para referirse a una especie de sentido común y habilidad que se adquiere a lo largo de la vida. En los últimos años, con la difusión de metodologías vinculadas con el desarrollo de la inteligencia emocional, el método nunchi se ha hecho muy popular en Occidente.

Método Nunchi: qué es

En coreano, la palabra nunchi significa «medida del ojo» o «fuerza ocular». Se trata de una cualidad muy valorada en el país asiático, imprescindible para construir relaciones satisfactorias, sólidas y, sobre todo, felices. Se define como el «arte de comprender el universo emocional y mental de los demás». Pone el foco en la sociedad en su conjunto, y establece una serie de principios básicos para entender cómo se sienten y qué piensan los demás para saber cómo actuar según la situación.

El método Nunchi forma parte de la cultura coreana desde hace siglos, y el primer registro data del siglo XVII. En documentos de la época, se dice que quienes eran hábiles en la «fuerza ocular» podían alcanzar el éxito social. Una idea que hace hincapié en la importancia de ser consciente de las emociones ajenas para ser más feliz y progresar en todos los ámbitos de la vida.

Millones de coreanos tienen una vida más sencilla y plena gracias al método Nunchi. Poniendo en práctica la metodología, es posible captar y conocer las señales sociales y, con ello, saber cómo relacionarse con los demás. Se utiliza especialmente en el mundo de los negocios para facilitar las transacciones.

Ha sido la periodista coreano-estadounidense Euny Hong quien ha dado a conocer el Método Nunchi en Occidente con su libro “El poder de Nunchi: El secreto coreano para la felicidad y el éxito” (2019). Una publicación que se ha convertido en n gran éxito de ventas.

Sociedad colmena

Para entender el concepto de sociedad colmena en Corea del Sur, es interesante explicar el funcionamiento del sistema educativo. Todos, de manera grupal, se dividen y van haciendo diferentes tareas en las que van turnándose  durante todo el curso.

En Corea del Sur, el orden y el civismo son claves en su cultura. En las aulas el concepto de «sociedad colmena» se enseña desde la primera infancia. Los alumnos aprenden a respetar su entorno. Algunos niños nacen con más a menos nunchi, pero para lograrlo muchos deben ser impulsados a ello a través del propio sistema educativo y de sus familias.

Como si auténtico sexto sentido se tratara, los más pequeños aprender tener paciencia y observar el entorno. Qué hacer, cómo actuar y cómo responder son una de las claves del éxito.

Claves para ponerlo en práctica

Tener nunchi se puede traducir como «fuerza visual». Dicho de una forma sencilla, consiste en observar lo que ocurre alrededor y estar conectado con cada estímulo y cada gesto para comprenderlo. Se trata de ir mucho más allá de lo que se ve y actuar en consecuencia. Es la base para adaptarse al entorno, construir relaciones sólidas y ser felices.

Para activar el nunchi, hay que saber conectar con las personas, y para ello es necesario poner en práctica las siguientes claves:

  1. Lo primero y más importante es observar con detalle todo lo que pasa alrededor. Para ello, es indispensable mirar desde la apreciación y el silencio mediante la escucha activa. En los seres humanos, absolutamente todo tiene un significado que se puede interpretar, como el tono, los gestos, la forma de mirar y de moverse…
  2. Es fundamental saber escuchar de forma activa, sin interrumpir. Además, es esencial saber escuchar sin emitir juicio a nivel interno. Cuando se generan pensamientos internos como reacción al discurso de la otra persona, se pone atención en los pensamientos en lugar de lo que la persona está diciendo.
  3. Por supuesto, hay que ser educados, respetuosos y comedidos. En cualquier situación hay que dejar de lado la competitividad. La cooperación y la conexión son las mejores estrategias para ser felices. Esto se aplica al trabajo y también a las relaciones.

En Occidente predomina la idea del individualismo, mientras que en Oriente utilizan el método Nunchi para conseguir una armonía colectiva.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 4,00 de 5)
4 5 1
Loading ... Loading ...