Limpiezas y trucos para el hogar

Ahora con la llegada del buen tiempo seguramente tengas muebles de mimbre para la terraza y no sepas como limpiarlos, Primeramente elimina el polvo con un aspirador a máxima potencia y frota con un cepillo, suave, insistiendo en las juntas. Después, bastará con que les pases una esponja empapada en agua con jabón y un poco de amoniaco: luego enjuágalos con agua en la ducha o en bañera y deja que se sequen bien. Notarás que te quedan perfectos.

Si las puertas de tu casa presentan algunas marcas de huellas, prueba a frotarlas con un paño humedecido en una mezcla de vinagre de vino blanco  agua caliente a partes iguales. Después, sólo tienes que secarlas muy bien y comprobarás que no quede ningún rastro en la puerta.


Si en tu hogar tienes una alfombra roja que ha perdido ligeramente el color, toma nota de esta solución para reavivar de nuevo los colores: cepíllala insistentemente, pero sin frotar fuerte, con un cepillo humedecido en agua con sal. Cuando se seque, sus colores serán más vivos.

Para mantener los limpios y brillantes los grifos no es necesario mucho esfuerzo: cada vez que los uses sécalos bien –en el cuarto de baño con la misma toalla o, en la cocina, con el paño- y, si quieres todavía más brillo, pasa por ellos un paño humedecido en alcohol de quemar.

Desde hace tiempo se llevan los pantalones tejanos en sus tonalidades más intensas y, cada vez más, ya no está de moda dejar que se pierda el color. Para que no pierdan tono, antes de proceder a lavarlos, déjalos en remojo de 5 litros de agua y 1’ cucharadas de generosa sal durante una hora. Después, lávalos como acostumbres, pero siempre, del revés para que no pierdan el color.

Imagen | olx

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...