Anorgasmia

sexo manualLa anorgasmia es la incapacidad para llegar al orgasmo, aún cuando se está recibiendo la estimulación adecuada, existe gran deseo sexual y las condiciones medioambientales son las apropiadas para ello. Cuando se habla de anorgasmia, suele tratarse de la femenina, pero puede ocurrir que afecte también a los hombres.

No hay que confundir este término con Frigidez. Una mujer frígida es aquella que no siente deseo sexual, su cuerpo no responde a la estimulación y su vagina no llega ni a lubricarse, por lo que es una disfunción más grave.

Volviendo a la anorgasmia, encontramos que sus causas son, generalmente, psicológicas. Tiene mucho que ver la educación recibida, el sentimiento de hacer algo malo por explorar el propio cuerpo, la culpa por estar muy metida en el papel de madre, sentimientos de rechazo de o hacia tu pareja habitual, y un largo etcétera.

Causas orgánicas, por otra parte, pueden concurrir a su vez, tales como enfermedades o traumatismos que afecten a los músculos genitales cuyas contracciones provocan el orgasmo, o la consumición de drogas o ciertos medicamentos.

Hay que saber diferenciar, eso si, entre tipos de anorgasmia: la Primaria engloba los casos en que nunca ha podido sentirse dicha sensación de placer, siendo Secundaria cuando se he dejado, de pronto, de lograrlos por algún motivo. Es Absoluta si no se llega al orgasmo con ningún método y Relativa si para obtenerlo hay que practicar el sexo de una manera determinada, como, por ejemplo, por medio de la masturbación. Se denomina Situacional si para disfrutarlo tienen que concurrir circunstancias específicas.desnudez

Para tratar esta disfunción sexual y eliminarla hay que ser, ante todo, sincera con una misma, con la pareja y con el terapeuta, si se llega al extremo de tener que recurrir a visitar uno. La receptividad y el verdadero deseo de llegar a alcanzar el clímax de la relación sexual es importantísimo para conseguir el objetivo marcado.

Lo que está claro es que antes de conocer al otro, hemos de conocer nuestro propio cuerpo y perder miedos y vergüenzas. La autoestimulación nos permite descubrirnos y entendernos más profundamente. Busca tu espacio, tómate un tiempo sin prisas ni interrupciones, recorre tu cuerpo desnudo, hallando en él tus zonas erógenas, pon todos tus sentidos en lo que sientes y experimenta…

Estos consejos son la base para empezar a disfrutar, sin complejos, de los placeres que nuestro cuerpo nos ofrece.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...