Asfixia auto erótica y asfixiofilia

La asfixia auto erótica y la asfixiofilia, son dos prácticas sexuales extremas pero bastante usadas en los juegos sexuales de algunas personas.
Con la muerte de David Carradine, se ha vuelto a hablar del tema, y en este post, echaremos luz acerca de estos dos términos, ligados al plano sexual.

A propósito de la aún misteriosa muerte de David Carradine, y tras descartarse un suicidio, ha surgido el tema de los peligrosos juegos sexuales que se pueden practicar.

Se sabe que el actor, apareció desnudo dentro de un placard de una habitación de hotel, con una soga en su cuello y otra atada a sus genitales, por lo que la primera teoría que surgió, fue la de muerte por asfixia, tras una práctica masturbatoria riesgosa.

La asfixiofilia, es una práctica sexual riesgosa

La asfixiofilia, es una práctica sexual riesgosa

Otra de las hipótesis, sería también la muerte por asfixia pero dentro de un juego sexual de pareja, pero esta estaría también descartada en este caso, ya que las cámaras de seguridad, no registraron a otra persona, entrar o salir de la habitación de Carradine.

El tema es que investigando acerca de los más extraños y riesgosos juegos sexuales, es que surgen dos prácticas extremas, que quiero compartir con ustedes.


La asfixia autoerótica, es la que se correspondería al caso del actor, la cual se basa en cortar el suministro de oxígeno, con la finalidad de potenciar el orgasmo.

Una práctica que data de cientos de años atrás, común entre los esquimales y los asiáticos, y que ha sido introducida por lo soldados de la Legión Francesa, a su regreso de la guerra de indochina, ya que era practicada en los prostíbulos de Extremo Oriente, con el fin de aumentar el placer sexual.

Según expertos, el sólo hecho de privar al cerebro de oxígeno por un lapso prudencial, provoca una sensación por demás de placentera, ya que provoca un efecto alucinógeno, si a esto, se le suma un factor sexual o una estimulación sexual, resulta doblemente placentero y riesgoso a la vez.

De hecho, se conocen casos de personas que han muerto en estas circunstancias, estando completamente vestidos y sin recurrir a la masturbación, por lo que se concluye que muchas personas lo practican como una fuente por sí misma, de gran placer.

La asfixia, provocaría un efecto alucinógeno y placentero

La asfixia, provocaría un efecto alucinógeno y placentero

Claro que se trata de una práctica extrema, porque nadie conoce el límite exacto, en donde se para el corazón, sino pregúntenle a David Carradine.

La asfixiofilia o hipoxifilia, es una hipoxia erótica, también emparentada con la práctica anterior, ya que la finalidad es la misma, sólo que aquí, el juego es entre dos.

Consiste en controlar la respiración de la pareja, mediante estrangulación, en el marco de un acto sexual.

Para esta práctica, se utiliza desde cuerdas, bolsas de plástico, máscara e incluso hasta productos químicos para provocar una hipoxia.

Según el método que se utilice para esta privación de oxígeno, se lo conoce con diferentes terminologías.

Así está el ‘breath control play” que se practica generalmente en piscinas o en el agua, el “terminal sex”, se practica sujetando a la pareja con ambas manos, o el “bagging”, cuando se utilizan bolsas plásticas.

Prácticas bastantes riesgosas, ya que un mal cálculo de tiempo, puede traer serias consecuencias, desde daños cerebrales, hasta la muerte. ¿Tú qué opinas de estos singulares juegos sexuales?

Foto 1 de Simon Pais-Thomas en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...