El 44% de las mujeres indica como principal inhibidor sexual el mal aliento de sus parejas

La halitosis era uno de los tres motivos por los cuales las mujeres pedían el divorcio a sus maridos en la Edad Media.

Mal aliento

El deseo sexual entre los miembros de una pareja debe mantenerse vivo y activo, estimulado de manera frecuente, ya que sino es muy difícil de mantener cuando cae víctima de la rutina y de las pequeñas falencias comunes que todos tenemos como individuos. Existen cosas específicas que hacen que, por ejemplo en las mujeres, el momento de la excitación sea cuesta arriba, uno de esas cosas es el mal aliento de sus compañeros sexuales, que para el 44% de las mujeres es uno de los principales inhibidores sexuales.

El mal aliento es algo sumamente frecuente y puede deberse a muchas causas, lo importante es saber que el problema de la halitosis puede revertirse encontrando el desencadenante y actuando en consecuencia, pero para muchos hombres esto no es algo importante y prefieren seguir con su «aliento de dragón» aun cuando para sus mujeres este sea un motivo más que prudente para mantenerse lejos de cualquier tipo de encuentro amoroso. De hecho la historia nos revela que en la Edad Media, para los Gales, la halitosis era una de las causas que las mujeres podían argumentar como determinante para divorciarse de sus maridos, los otros dos principales en la lista eran la lepra y el mal desempeño sexual masculino.

La halitosis es algo muy normal, aparece frecuentemente luego de dormir dado que al mantener en reposo la boca la salivación es menor y la sequedad bucal junto al estancamiento de los alimentos puede hacer que se desarrolle un proceso de putrefacción y un aumento en el PH lo que fomenta el crecimiento de ciertas bacterias generadoras de olor, en un proceso en el que se generan compuestos derivados del azufre, como el hidrógeno y mercaptano de metilo que son los culpables del desagradable aliento matutino.

Ahora bien, para otras personas la halitosis no solamente llega luego del descanso, sino que la sufren durante todo el día afectando a las personas con las que deban interactuar. En la mayoría de los casos quien tiene mal aliento no se da cuenta ya que los receptores de su nariz se encargan de bloquear el mal olor constante, por lo que la falta de consciencia hace que el problema se prolongue en el tiempo y que las parejas se sientan realmente incómodas ante cualquier contacto amoroso, que para ser efectivo debe comenzar con besos y abrazos que con personas con halitosis es realmente difícil de llevar a cabo con placer.

Para acabar con el problema lo primero a saber es que se debe mantener una correcta higiene bucal, lavar los dientes al levantarse y luego de cada comida como mínimo. El cepillo dental se debe cambiar cada tres meses ya que se pueden acumular una gran cantidad de bacterias en ellos y lo mismo ocurre en caso de llevar prótesis dentales. Quien sufra halitosis debe encargarse de realizar una visita al dentista una vez cada seis meses para que el profesional pueda efectuar una limpieza completa de toda la boca.

Foto:  Toni Castillo

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...