Lencería erótica, tu gran aliada II

Lencería negraLa lencería erótica, una ropa interior sensual, es uno de nuestros grandes aliados a la hora de seducir. Y es que esta segunda piel puede llegar a ser tan visualmente excitante para el que nos mira y admira, y provocarle de tal manera, que no pueda sino pensar en desprenderla de nuestro cuerpo con sus propias manos.

Aunque hoy en día el comercio de la lencería sigue teniendo como usuaria principal a la mujer, cada vez son más hombres los que se preocupan en ir bien vestidos tanto por dentro como por fuera. No es de extrañar que les proporcione seguridad pues el llevar puestos, por ejemplo, unos boxers ajustados que realcen sus armas o, para los más atrevidos, un tanga masculino que transforme la insinuación en pura provocación, resulta de lo más estimulante para el ojo femenino.

Pero hablemos hoy de la lencería femenina. Desde luego, no se puede elegir al azar, sino que hay que tener en cuenta las características personales de cada una, y no sólo las físicas, sino también las de personalidad.

Ponerte, por ejemplo, un sujetador con esponjas en la copa puede ayudarte a realzar los senos pequeños, o uno con la amplitud adecuada puede ayudarte a lucirlos sin exagerarlos si es que son demasiado grandes, lo que te hará sentir más segura de tu atractivo. Una recomendación a tener en cuenta: la talla del sujetador debe ser siempre la adecuada o el efecto resultará poco estético.

Por otra parte, elegir bien los materiales es muy importante, pues has de sentirte lo más «tú misma» posible:

De Algodón: la ropa interior de algodón es práctica y cómoda, ideal para llevarla puesta todo el día.

De Encaje: tremendamente sensual, resulta muy erótico cuando asoma, insinuante, por algún hueco de la ropa que lleves puesta.

De Seda: Elígela si deseas llevar puesto un elegante tejido que llenará de caricias tu piel con cada movimiento.

Lycra: Para las más atrevidas, la lycra se adapta a tu cuerpo, revelando todos tus secretos.

En cuanto a los colores:

Color Blanco: nos hace pensar en sencillez, sensualidad inocente… El blanco resulta muy práctico pero también muy romántico.

Color Carne: esta ropa interior llega Lencería rojaa confundirse con tu propia piel, por lo que resulta muy cómodo con determinadas prendas de vestir. Elegancia y discreción en uno.

Color Negro: Color del erotismo por excelencia, te presenta como atrevida, peligrosa, toda una mujer fatal.

Color Rojo: Relacionado con la pasión desbordante, con labios jugosos y carnosos, el rojo ayudará a despertar sus instintos sexuales.

Otros colores: Te darán un toque de color que animará mucho el ambiente, y te presentará como una mujer divertida.

Así que ya ves: en lencería erótica existe una gran variedad de estilos, colores, materiales, texturas… Busca tu estilo y ponle un toque de color y pasión a tu vida sexual.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...