Madres olvidadizas

madre-con-hijo.jpgA las mujeres que acaban de dar a luz se les achacan muchos posibles defectos: la depresión post parto, irritación y mal humor, disminución de la atención hacia su pareja… Y ahora, además falta de memoria. Pero según una nueva investigación de un equipo australiano publicada en el Journal of Clinical and Experimental Neuropsychology, se ha confirmado que el embarazo puede causar un deterioro de la memoria de la nueva madre. Este hecho puede mantenerse hasta un año después de dar a luz, pero los efectos van disminuyendo y afectan especialmente a situaciones con las que la mujer no está familiarizada. Los déficits de memoria que las mujeres experimentan durante y después del embarazo son muy similares a los que ocurren con la edad, según los investigadores de la Universidad de Nueva Gales del Sur.

El meta análisis realizado agrupa catorce investigaciones diferentes de todo el mundo que ha comprobado las dotes memorísticas de unas mil mujeres gestantes, madres y mujeres no embarazadas. El mayor reto para las futuras madres estaba representado por tareas nuevas o especialmente difíciles. El profesor asociado de la Universidad Católica Australiana, Peter Rendell, afirmó: “La memoria práctica, esa que tenemos bien entrenada (con ejercicios sencillos como recordar números de teléfono de familiares y amigos, por ejemplo) suele verse menos afectada por el embarazo. Sin embargo, memorizar datos extraños o nuevos nombres de personas que acabas de conocer, o tener que recordar varias tareas o acciones a realizar, es otra historia”.

El estudio reveló que los efectos persistían incluso un año después de haber dado a luz, pero no cuánto tiempo más pueden durar como máximo, pues la investigación sólo ocupó doce meses de trabajo. Lo que está claro es que nada está claro: no se sabe porqué se da esta pérdida de memoria en las madres. Según uno de los autores, aunque no hay evidencia experimental para ello, sospechan que los factores del estilo de vida son relevantes en la cuestión. Con el embarazo se rompen las rutinas que normalmente se siguen, y la deprivación de sueño tras el nacimiento, junto con el permanente estado de alerta en el que vive la madre, hacen que la cognición de ésta se perjudique hasta el punto de hacer que disminuya la capacidad de memorizar determinadas cosas.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...