Salas X en España

En este interesante post, hablaremos de las salas X en España, su historia y como son hoy por hoy.
Nos adentraremos en una de estas salas, para conocer el ambiente que acude a estos sitios, con que finalidad lo hacen, qué ocurre dentro, y todo acerca de estas salas de cine porno.

En España, quedan ocho salas X

En España, quedan ocho salas X

En las grandes ciudades de todo el mundo, existe por lo menos una sala de cine, dedicada a la proyección de cintas pornográficas. Estos cines porno, más conocidos como Salas X, existen desde siempre, y su máximo esplendor lo alcanzaron en la década del ochenta.

Y España no ha sido la excepción a esta moda, y aunque hoy por hoy, las mismas tienden a desaparecer, se calcula que quedan aún ocho de este tipo de salas, repartidas de la siguiente manera: tres en Valencia, dos en Madrid, y una en Andalucía, Canarias e Islas Baleares.

En su época de oro, han sido furor, pero hoy por hoy, estos lugares, están en franca decadencia, más si tenemos en cuenta la brutal competencia que supone Internet, los sex shop y la comercialización de videos porno.

Estos recintos, se han transformado en tristes lugares en donde acuden personas ofreciendo servicios sexuales y para tener sexo.

En Madrid, está la conocida Sala X Alba, ubicada en la calle número 4 Duque de Alba.

El precio de la entrada, es del mismo valor que la entrada en un cine convencional, sólo que aquí, puedes quedarte todo el tiempo que quieras y como te imaginarás, también puedes hacer lo que quieras, incluido felaciones y penetraciones, aunque me imagino que se necesita de mucho valor para entrar a una de ellas.

La ventanilla en donde te venden las entradas, es muy pequeña, y la abertura, te da en el torso, es decir que ni tú ni el boletero, se ven las caras en ningún momento, por lo menos, te garantizan discreción.

El público que asiste, está mayormente integrado por ancianos y travestis, nunca acuden mujeres solas, si de tanto en tanto se ve a alguna, siempre está con su pareja, que llegan a estos lugares en busca de nuevas experiencias o por simple curiosidad, aunque no es lo frecuente que esto ocurra.

Según lo que publica el portal ADN.es, las Salas X, recaudan más de medio millón de euros al año, y por día, pasan por ellas, entre 150 a 300 personas, y quizá esta sea la principal razón por la cual aún no terminan de desaparecer.

Esto, sumado al hecho, de que no todos tienen acceso a mirar o bajarse una película en Internet, también por un factor generacional, ya que justamente las personas que acuden a estos lugares tienen de 45 años para arriba, no familiarizados con las nuevas tecnologías.

Mas allá de que pueden existir casos en los cuales es el “morbo”, los que los motiva a entrar en algunos de estos oscuros sitios y masturbarse casi diríamos en público, claro que a eso es a lo que se viene, a eso y a mucho más, por lo tanto no habría motivos por los cuales avergonzarse.

¿Has estado últimamente en alguna de ellas?, ¿tienes curiosidad por conocerlas?

Foto: sala X de Tomás Fano en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 2,00 de 5)
2 5 1
Loading ... Loading ...