Saloufest cambia sexo por deporte

«Un pub. Una discoteca. Otra discoteca. Un tío disfrazado de Power Ranger que bebe de un zapato. Otra discoteca. Un guardia de seguridad persiguiéndote mientras huyes desnudo de la piscina del hotel, un concurso de voces a las 4 de la madrugada, que se convierte en una carrera de barcas, que acaba con un revolcón«. Así rezaba como reclamo la página web del Saloufest del año pasado, una oda al desenfreno etílico promovido desde una agencia de turismo que estas vacaciones, y tras la polémica y el enfrentamiento surgido con la Generalitat de Catalunya, ha decidido dejar de lado sexo y alcohol para centrarse en otras actividades deportivas y de ocio, mucho más inofensivas. Pero ¿qué espera un universitario británico cuando pone los pies en Salou? ¿Jugar al baloncesto y tomar el sol tranquilamente? Definitivamente, y cuando hablamos de nada más y nada menos que 5.000 jóvenes de vacaciones con las hormonas disparadas, la cosa se complica mucho más.

Conciertos, excursiones, deporte... ¿y nada de alcohol y sexo?

Eso es precisamente lo que han estado denunciando desde hace un tiempo los vecinos de Salou, una localidad de la costa de Cataluña que cuenta con unos 26.650 habitantes. Caos y ruido, mobiliario urbano destrozado, comas etílicos a granel… y algún que otro conflicto de cariz mucho más serio. Sin ir más lejos, el desenfreno sexual ya no puede servir de reclamo porque algunos de sus excesos pueden ser muy peligrosos. El año pasado, en el marco del Saloufest, una chica británica fue violada por uno de sus compañeros. Así lo afirma en un artículo el periódico EL País, revelando que el joven pasó a disposición judicial y actualmente se encuentra en libertad con cargos y con una orden de alejamiento.

Lo cierto es que iniciativas como la del Saloufest, lejos de convertirse en el estandarte del turismo de calidad que se pretende promover desde la Generalitat, generan mucho dinero… pero también pueden acarrear algunos inconvenientes. De hecho, Saloufest es un parque temático para turistas sedientos de alcohol barato y desenfreno sexual que ha convertido a este pequeño emplazamiento en el centro de toda la polémica.

Este año, como para redimirse, los organizadores han decidido eliminar las referencias al sexo y el alcohol en pro de las actividades deportivas… no sabemos si con mayor o menor acierto.

Foto por Sheila Tostes en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...