Depilación genital en casa

A pesar de la aparición puntual de modas que reivindican el vello supuestamente masculino en el hombre, como el «ubersexual», ya hace años que la tendencia marca la ausencia de vello en la belleza masculina. Numerosas estadísticas demuestran que tanto ellas como ellos prefieren un hombre que mantenga sus pelos a raya. Ya hemos hablado muchas veces de la depilación en general en el cuerpo, pero hay una zona mucho más delicada que las demás de la cuál a veces desconocemos como tratar para eliminar su vello. Nos referimos a la zona genital.

La depilación genital en el hombre ya es una tendencia consolidada

Y es que la guerra contra el vello, que ya libra batalla desde hace años en otras partes del hombre, ha llegado con fuerza a los genitales. Muchos son los que ahora dudan sobre qué producto escoger para tratar esta área ciertamente más especial que el resto. Os presentamos algunos de los métodos más comunes para hacéroslo vosotros mismos desde casa y que a la vez se han mostrado más eficaces:

Cuchillas
Sin duda uno de los métodos más utilizados para apurar al máximo el vello en esta parte delicada del cuerpo masculino, sobre todo en la área del tronco del pene. Las ventajas que presenta es que son baratas, fáciles de usar y eficaces. Por contra, la piel del escroto es muy fina, y así susceptible a sufrir cortes o irritaciones. Además, al no arrancar los pelos de raíz, éstos crecen a la larga con más fuerza.

Cremas depilatorias
Con estos productos conseguiremos resultados muy similares a los de las cuchillas tradicionales, pero con la ventaja de que se reduce el rozamiento y así no aparecen los fatídicos cortes. Además, con ellas resulta mucho más fácil acceder a la zona anal y perianal. Lo malo que tiene también es que al final acaba endureciendo el vello.

Cera
Aunque de entrada esta pueda parecer una opción un poco desmesurada, no hay que asustarse, ya que hoy en díaa existen distintos tipos de cera, algunos de ellos ideales para zonas íntimas y que no abrasan la piel. Las de baja fusión son casi frías e hidratan la piel antes de arrancar el vello, por lo que la posible irritación posterior también es menor. Las zonas más recomendables para depilar con cera son las nalgas y el pubis, porque no tienen tanta sensibilidad como el escroto.

Maquinillas eléctricas
Se presentan como la opción más idónea si lo que queremos es perfilar o rebajar el vello sin llegar a apurarlo, sobre todo en la zona del pubis. En el mercado podemos encontrar distintos modelos que van a la perfección, como la Braun Bodycruzer, que resulta cómoda y versátil en su uso cotidiano.

Foto: Elsie esq.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...