Seducir con un perfume: el sentido del olfato a todo vapor

Cuando seducimos o nos seducen entran en juego un montón de cosas que nos pueden pasar desapercibidas, pero que en este caso nos llevan a analizar el sentido del olfato

perfumes

Probablemente en más de una ocasión, sobre todo si ha sido un encuentro fugaz con un chico que te ha marcado, o con una pareja estable, te hayas quedado con el olor de esa persona, tanto que si te tapasen los ojos y te hiciesen reconocerle entre un montón de gente, no te cabría la más mínima duda de que es él. De eso es de lo que hablamos hoy, de la seducción con los olores, con los aromas, y de cómo a veces las marcas de perfumería más prestigiosas nos venden conceptos que quedan lejos de ser la realidad sexual de seducir con la fragancia. Así que si siempre has tenido curiosidad por este tema, a continuación te contamos algunos de los trucos que tienes que conocer.

Seducir con un perfume: el sentido del olfato a todo vapor

  • Las marcas te hacen creer que un perfume seduce porque sí, y lo hace en función de sus colores, de su botella y de notas casi siempre exageradas en el caso de aquellos que se venden como segunda piel. Lo cierto es que un perfume seduce en primer lugar porque te hace sentir segura, y en segundo lugar dependiendo de cómo la otra persona lo capta.
  • Y es que si bien es cierto que un perfume que olemos en una revista, que probamos en uno de esos palitos que nos dan en las tiendas o que sentimos en una muestra de las que nos regalan puede encantarnos, los perfumes cambian según la piel en las que lo echamos; con lo que pese a que te podrán decir que un perfume no debería probarse sobre la piel directamente, si es para ti, yo recomiendo que lo hagas ya que es la única manera de que no te acabes por confundir y llegues a casa y luego no te guste.
  • El ser humano se mueve por los olores humanos, y aunque hay quien defiende la teoría de que no deberíamos usar perfumes ni tampoco fragancias para colorear nuestro olor natural, lo cierto es que yo prefiero hacerlo sin abusar de ellos, y sobre todo apostando por fragancias naturales, acordes con nuestra personalidad que nos hagan sentir nosotros mismos. Así que mi recomendación es que en lugar de dejarte llevar por los anuncios y echarte un kilo del perfume que te gusta, elijas uno que vaya contigo y apliques solo unas gotitas.

Imagen: Jenn Durfey

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...