No seas una victima y toma el control de tu vida

no-seas-una-victima-y-toma-el-control-de-tu-vida

Cambiar el concepto de ir de victima no es nada fácil pero tampoco imposible. Hay mujeres que se sienten más cómodas ejerciendo el papel de victimas y así se ahorran el tener que tomar decisiones ya que siempre esperan sean otros quienes tomen las riendas.

Por otro lado hay mujeres que son victimas porque sufren chantajes emocionales y con ello no quieren causar problemas a los demás. Mejor callar y así no haces daño. Son dos tipos de victimismo.

Cualquiera de los dos patrones no te impide coger las riendas de tu vida, siempre hay claves para liberarte. Toma nota.

Nunca esperes que los demás hagan las cosas por ti. Tienes que hacerla tú y con ello tendrás el control, si dejas que los demás lo hagan, no tienen el derecho a la réplica y es como pensar ‘a mi que me lo den todo que yo no muevo un dedo’. Cuando quieras algo aprende a pedirlo, las personas no son adivinas para saber de tus deseos, pide y se te concederá.

Puedes pedir ayuda al mundo, a tu entorno, amigos y familiares, pero no hagas que los demás impongan sus decisiones, una cosa es pedir consejo y otra imponer cómo tienes que dirigir tu vida. Y en los malos momentos, no es sólo pedir, toma tú también decisiones por ti misma. Aprenderás de tus errores no de los errores de los demás.

Sigue a tus propios instintos, intereses y pasiones, no los de los demás. Si haces la vida de otros por complacer o por no decir ‘no’ no serán tus ilusiones y deseos, serán los de otros y tus éxitos seguirán siendo nulos.

Los obstáculos no lo veas como algo negativo, más bien como retos y contrariedades normales que te ayudarán para crecer y para adquirir conocimientos de lo que realmente quieres vivir. Si fracasas una y otra vez no vayas de victima y mantente firme en tus decisiones aún en los peores momentos. Nada es eterno ni tan siquiera las contrariedades al no ser que tú las quieras hacer perpetuas.

Rodearte de un mundo lleno de victimas no es nada malo, más bien es otra experiencia más que te ayudará a crecer como persona, si puedes ayudar a los demás con tus experiencias positivas y superaciones ante los obstáculos, te sentirás más plena, pero si todavía no estás preparada es mejor que termines tu desarrollo antes de involucrarte y rodearte de victimas y te podrás dedicarte enteramente a ti. No puedes ser maestro cuando todavía eres una alumna.

Y no olvides que en tiempo de crisis es cuando se toman las verdaderas decisiones y se toma el control de muchos aspectos de nuestra vida y sobre todo es tiempo de cambios. No las demores si quieres tener el control de tu vida.

Imagen | andreacanon

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...