Sueños eróticos

suenos-eroticos

Seguramente alguna vez habéis tenido sueños eróticos aunque no lo queramos reconocer o nos pongamos coloradas al recordarlos. Los sueños aparecen en el último ciclo onírico y pueden ser de cualquier tipo que dice mucho de nuestras inquietudes. Si son eróticos o picantes no hay que alarmarse, forman parte de nuestra intimidad.

Dicen los psicoanalistas que los sueños eróticos no aparecen por casualidad y serían el fruto de deseos vividos durante el día. Por ejemplo, si un hombre te ha impactado durante día, es muy posible que sueñes con abrazos ardientes con él.


Si sueñas que haces el amor significa que tu imaginación está estimulada y es capaz de formar una historia deseada y el verdadero objeto es la liberación, tener un sueño erótico festivo permite a la persona cumplir con los deseos sexuales del pasado.

Si en la vida diaria de la soñadora tiene presiones morales, en sueños puede mostrar y expresar sus deseos sexuales más ocultos y extravagantes, ya que en sueños, los tabúes, represiones y bloqueos no tienen cabida, la libido puede elevarse a la máxima potencia.

También los sueños eróticos permiten detectar ciertos bloqueos, e incluso ayudan a liberarlos. Tampoco hay que tener miedo a estos sueños, ya que no son un problema para la salud. Simplemente son la traducción de deseos carnales o sexuales inhibidos y de los que no eres responsable, no deben confundirse con la realidad. Así pues, ni te sientas culpable ni pienses que sufres algún tipo de perversidad.

Los psicoanalistas consideran que el sueño erótico se representa de dos formas, la que implica un acto sexual con penetración, que puede significar una falta en la realidad de ello, con una líbido no satisfecho y el carnal que significa simplemente un bienestar general en el soñador.

Imagen | Mondi

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...