El problema de la sinusitis

Aunque los síntomas  de la sinusitis son similares al del catarro se diferencian sobre todo por la  dificultad para respirar con normalidad y tener la nariz taponada.  La sinusitis es un problema de salud común, sobre todo en invierno y en las zonas más húmedas y contaminadas. Afecta de forma notable a la calidad de vida de quienes la padecen.

La sinusitis consiste en la inflamación de los senos paranasales, su obstrucción y su posterior llenado de mucosidad llevan a una obstrucción, se acumula el moco y se produce una infección que hay que tratar.


Esta afección es tan común como molesta: quienes la padecen pueden llegar a vivir durante meses y, a veces, años con la nariz taponada y las zonas que la rodean repletas de mucosidad. Para ellas, respirar de forma correcta es casi imposible.

Lo intentan con la ayuda de gotas nasales que pueden crear dependencia, distintos remedios caseros y, a menudo, se conforman con respirar por la boca, con el inconveniente de que se reseca y se perjudica la garganta.

La nariz muy congestionada y obstruida, goteo postnasal, de modo que nota cómo le cae mucosidad por la parte posterior de la nariz que se traga continuamente, dolor facial, sensación de malestar, a veces, dolor de cabeza e, incluso, fiebre. Con frecuencia, estos síntomas se pueden confundir con los del resfriado común. Ahora bien, este es menos profundo que la sinusitis, provoca menos congestión, goteo nasal y no produce dolor facial.

Hay tres diferentes tipos de sinusitis, según su duración y frecuencia de aparición:

Sinusitis aguda. Es un proceso que dura menos de cuatro semanas y que tiende a remitir espontáneamente por sí solo. Tanto el catarro como la gripe u otros procesos virales pueden producir una inflamación que congestiona la nariz y favorece las sinusitis. Sinusitis o rinosinusitis crónica. Cuando dura más tiempo, en torno a doce semanas, se la considera una rinosinusitis crónica. Y rinosinusitis recurrente o recidivante. Se trata de múltiples cuadros de rinosinusitis aguda que aparecen varias veces al año. En estos casos, los pacientes deben acudir a la consulta y, si fuera necesario, someterse a una operación.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...