¿Cómo reducir el CO2?

15 prácticos consejos para minimizar la emisión de dióxido de carbono

El CO2 o dióxido de carbono es un tipo de gas que genera el hombre con sus actividades y que contribuye al aumento de la temperatura en el planeta. Tanto personas como empresas, debemos ser conscientes del impacto que generamos en el planeta y poner medidas para reducir estas emisiones nocivas. Una de estas empresas es Acciona, que dedica esfuerzos para buscar la sostenibilidad energética. No obstante, nosotros también podemos aportar nuestro granito de arena para reducir las emanaciones de CO2.

Consejos para reducir la emisión de dióxido de carbono

Consejos para reducir la emisión de dióxido de carbono

Las personas hemos desarrollado en las últimas décadas una conciencia por el medio ambiente: reciclamos, usamos el transporte público y nos hemos aficionado a tener huertos en casa. Sin embargo, existen multitud de tareas que podemos aplicar a nuestra vida diaria para reducir el CO2 que generamos y así tener un planeta mejor. Si contribuimos todos podremos llevar una vida un poco más sana nosotros y las generaciones venideras.

15 consejos para reducir la producción de CO2

1. Antes de enfriar o congelar comidas calientes con el frigo, deja que se enfríen ya que reducirás el gasto energético para ello y el dióxido de carbono enviado a la atmósfera.

2. Descongela tu frigorífico regularmente. La acumulación de hielo hace que la energía que éste necesita para funcionar sea mayor y así reduces la emanación de CO2 del electrodoméstico.

3. No pongas tu frigorífico cerca de una fuente caliente, o directamente expuesta a los rayos del sol.

4. Un frigorífico lleno mantiene el frío mejor que uno vacío.

5. Asegúrate de que el calor que sale de los radiadores no está bloqueado por cortinas, sillones, etc.

6. Usa el microondas para recalentar. Este gastará menos energía que recalentando con una sartén.

7. Mantén los fogones limpios, así éstos aportan el calor mejor.

8. Precalienta el horno únicamente 5 minutos, y apágalo 10 minutos antes.

9. Aislar el ático es la mejor inversión energética que puedes hacer. A la larga ahorrarás en calefacción.

10. Usa el lavaplatos a plena carga.

11. Mantén los neumáticos inflados. Los neumáticos a media carga gastan más energía.

12. Revisa el coche regularmente. Aceite y filtros en malas condiciones reducen la eficiencia del motor.

13. No cargues innecesariamente el coche. Cargas excesivas aumentan dramáticamente el gasto energético del vehículo cuando se desplaza.

14. Mantén las ventanillas del coche cerradas para reducir el gasto energético. Especialmente cuando viajes por carretera.

15. Apaga el motor si vas a parar más de medio minuto. El encendido del coche gasta menos energía.

Fuente: agroterra.com
Foto: Andres_Bueno en arteyfotografia.com

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...