Consejos para para dormir mejor y tener un sueño reparador

Para conseguir conciliar el sueño podemos realizar algunas pautas para conseguir relajarnos y evitar que el estrés acumulado durante el día nos impida descansar por la noche. Algunos de esos consejos son por ejemplo: evitar la siesta, evitar cenas copiosas, ducharse un rato antes de acostarse, etc.

Según los expertos hay varias pautas que podemos realizar durante el día y antes de irnos a dormir para conciliar el sueño y para que éste sea reparador. Hay que tener en cuenta que para que el sueño sea reparador debemos cuidar nuestro cuerpo y mente, pero además, también el lugar de descanso. Recordemos que nos pasamos muchas horas en el colchón, por lo que, además de encontrar una buena postura y seguir algunos consejos, debemos cuidar que colchón sea de buena calidad y no nos perjudique a la espalda.

Uno de los primeros consejos es precisamente el de no dormir durante el día. Aunque en España está muy arraigada la siesta después de comer, no le beneficia a todo el mundo dormir fuera de las horas habituales de sueño. Por ello, si solemos padecer insomnio, es mejor dejar las horas de sueño para la noche. Además, antes de irnos a dormir, podemos realizar unos sencillos ejercicios de respiración para relajar nuestro cuerpo y quitar el estrés del día acumulado de las tensiones diarias. Hay quien se relaja haciendo otro tipo de deportes o yoga, eso va con el carácter de cada una.

Además, debemos recordar la importancia que tiene para descansar mejor que la alimentación, además de que debe ser sana, por la noche es importante que evitar las comidas copiosas. Es decir, es mejor cenar comidas que sean de fácil digestión, evitando en la medida de lo posible alcohol, cafés, tes o chocolates. Así pues, las cenas es mejor que sean suaves y si se puede tomar algún lácteo, como un vaso de leche, mejor.

Por otro lado, debemos tener un lugar de descanso bien acondicionado. Además, debemos intentar que esté bien ventilado, cuidar la temperatura (ni frío, ni calor), la luz debe ser suave, no deben haber muchos ruidos y el colchón debe ser cómodo para nuestra espalda. Además, hay quien dice que es mejor ducharse antes de dormir. Una ducha de agua caliente puede ayudar a quitar tensiones del día, relaja el cuerpo y permite que al acostarnos conciliemos mejor el sueño. Para que tenga efecto es mejor hacerlo media hora antes de acostarse.

Por último, un consejo es el de conseguir un horario lo más fijo posible. Aunque sea fin de semana o vacaciones, el organismo necesita tener un horario para descansar, por ello es importante que fijemos este horario y que se respete al máximo. Dicen los expertos que es mejor no realizar trabajos intelectuales justo antes de irse a dormir, ya que el cerebro necesita descansar y relajarse antes de conciliar el sueño. Este punto es bastante complicado, ya que  muchas mujeres trabajan en casa y la hora en la que los niños están durmiendo es cuando una mujer puede sacar trabajo intelectual adelante.

Además, los estudiantes que estudian de noche, también tendrían difícil no realizar trabajos intelectuales antes de dormir. No obstante, hay quien trabaja y luego lee un rato o relajar la mente viendo una película o incluso se puede combinar con una ducha caliente para que el cerebro vaya desconectando. ¿Cuáles son tus trucos para conciliar mejor el sueño?

Foto | RelaxingMusic en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...